coronavirus en florida

Hospitalizaciones por COVID-19 en Florida alcanzan cifra récord

El estado superó el umbral de 10,000 personas, algo que no ocurría desde julio de 2020

Telemundo

Un día después de registrar la mayor cifra de casos diarios nuevos desde el inicio de la pandemia, Florida rompió el domingo un récord anterior de hospitalizaciones, ya que la cantidad de pacientes en hospitales debido a COVID-19 una vez más superó el umbral de 10,000 personas.

El estado del sol tenía 10,207 personas hospitalizadas con casos confirmados de COVID-19, según los datos informados al Departamento de Salud y Servicios Humanos de EEUU.

Mantente al tanto de todas las noticias de actualidad y de lo último que ocurre en nuestra comunidad descargando la aplicación de Telemundo 51 para iOS o Android.

El récord anterior fue de hace más de un año, el 23 de julio de 2020, más de medio año antes de que las vacunas comenzaran a generalizarse, cuando Florida tuvo 10,170 hospitalizaciones, según la Asociación de Hospitales de Florida.

Florida ahora lidera la nación en hospitalizaciones per cápita por COVID-19, mientras los hospitales de todo el estado informan que tienen que colocar a los visitantes de la sala de emergencias en camas en los pasillos y otros documentan una caída notable en la edad de los pacientes.

En la última semana, Florida registró un promedio de 1,525 hospitalizaciones de adultos al día y 35 hospitalizaciones pediátricas diarias. Ambos son la tasa per cápita más alta de la nación, según Jason Salemi, profesor asociado de epidemiología en la Universidad del Sur de Florida.

Las hospitalizaciones y el aumento de casos se han producido a medida que la nueva variante delta más transmisible se ha extendido por toda Florida y los residentes han regresado a las actividades prepandémicas.

"El reciente aumento es sorprendente pero a la vez no sorprende", dijo Salemi en un correo electrónico emitido este sábado en la noche.

Los datos federales de salud publicados el sábado mostraron que Florida reportó 21,683 nuevos casos de COVID-19, el total más alto en un día en el estado desde el inicio de la pandemia. Las últimas cifras se registraron el viernes y se publicaron el sábado en el sitio web de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EEUU. Las cifras muestran qué tan rápido está aumentando el número de casos en el Estado del Sol: solo un día antes, Florida reportó 17,093 nuevos casos diarios.

El gobernador republicano de Florida, Ron DeSantis, ha insistido en la importancia de vacunarse pero se ha resistido a los mandatos obligatorios de máscaras y los requisitos de vacunas, y junto con la Legislatura estatal, ha limitado la capacidad de los funcionarios locales para imponer restricciones destinadas a detener la propagación del COVID-19. DeSantis prohibió el viernes que los distritos escolares requieran de manera obligatoria que los estudiantes usen máscaras cuando las clases se reanuden el próximo mes.

La comisionada de agricultura demócrata de Florida, Nikki Fried, que busca postularse contra DeSantis para gobernador, instó el domingo a los floridanos no vacunados a vacunarse. Dijo que se sintió alentada por un reciente aumento en las vacunas en el estado.

"Ya estamos detrás de la curva y en un peor lugar cada vez que salen los números", dijo Fried en una conferencia de prensa en Tallahassee. "Este aumento está y afectará a todos y cada uno de nosotros".

En toda Florida, desde Jacksonville hasta Miami y Tampa, los hospitales se han visto abrumados.

Barry Burton, el administrador del condado de Pinellas, le dijo al Tampa Bay Times que algunos hospitales locales ya están teniendo que desviar ambulancias a diferentes lugares debido a problemas de capacidad.

Ha habido un aumento sorprendente en el número de niños con el virus en los hospitales de Miami, muchos de los cuales requieren cuidados intensivos.

El hospital infantil Joe DiMaggio de Memorial Health en Hollywood tenía siete pacientes con COVID-19. En el Nicklaus Children's Hospital en Miami, había 17 pacientes con COVID-19 el viernes, incluidos seis en la UCI y uno que necesitaba un ventilador, dijo al Miami Herald el Dr. Marcos Mestre, vicepresidente y director médico.

Aproximadamente la mitad de los pacientes tenían menos de 12 años, dijo Mestre, y el resto eran mayores y elegibles para la vacuna. Pero ninguno de los pacientes con COVID-19 en Nicklaus Children el viernes fue vacunado. La mayoría de los niños que contraen COVID-19 no necesitan hospitalización, dijo Mestre.

En la sala de emergencias del hospital UF Health North en Jacksonville, los pacientes con COVID-19 una vez más fueron colocados en camas en los pasillos debido a un aumento en las visitas.

Para muchos trabajadores del hospital, hasta hace un mes, parecía que había luz al final del túnel, ya que la gente se vacunaba y las hospitalizaciones disminuían. Pero luego la oleada de verano, impulsada por la nueva variante delta, golpeó Florida en julio.

"Esa luz resultó ser un tren en este caso", dijo Marsha Tittle, gerente de enfermería de UF Health North, a The Florida Times Union. “Estamos aceptando más pacientes de los que normalmente tomaríamos. … Mi personal es maravilloso. Si sales, van a tener sonrisas en la cara y están haciendo un gran trabajo. Pero hay una sensación de derrota, como si acabaran de ser derrotados ".

Contáctanos