Peligro con títulos sucios de los autos que compramos

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Cuando se compra un auto, uno espera que el título le diga exactamente en qué condición está, pero como descubrió el equipo de Telemundo 51 Responde, a veces el título no revela el historial verdadero del auto. (Published jueves 26 de mayo de 2016)

    Cuando se compra un auto, uno espera que el título le diga exactamente en qué condición está, pero como descubrió el equipo de Telemundo 51 Responde, a veces el título no revela el historial verdadero del auto.   

    Ese es el caso de Néstor Fernández, quien siempre quiso tener un “autito grande para la familia”. Néstor cuenta que pensó que ese sueño se había materializado cuando encontró una minivan a la venta en el portal de internet Craigslist.

    “Salió este carro que estaba de un particular… yo lo llame, nos citamos”, dice. 

    En esa cita, Nestor pensó haberse protegido, inspeccionando el título del auto para cerciorarse que no había sido reconstruido. “Me pregunta siempre insistente era, el carro está limpio,” dice Néstor y asegura que el vendedor le repetía que sí.   

    Néstor terminó pagando $8,700 dólares en efectivo a un hombre  por la minivan y estaba contento hasta que la llevo al concesionario para una revisión y descubrió había sido declarada pérdida total hace dos años.  Tony Fernández, de la agencia nacional que investiga los delitos de seguro (NICB), revisó el historial del vehículo y dice que una aseguradora lo vendió en una subasta luego de un aparatoso accidente en Virginia, pero no sabe cómo llegó a la Florida. 

    “Con qué documentos entro a la Florida, yo no lo sé tampoco”, dice Fernández.

    Si el auto fue reparado legalmente, el titulo debe decir “rebuilt” o reconstruido y en el interior de la puerta debe haber una  calcomanía que diga lo mismo. Julio Martínez, mecánico de All Import Tech, acordó revisar el auto ante nuestras cámaras y nos dijo que sospecha que el vehículo nunca fue reparado correctamente.

    “Aquí se nota que esta bolsa de aire no existe”, cuenta Martínez señalando al timón del vehículo.“El problema es que este carro es un peligro para el conductor”..

    ¿Y entonces cómo termino circulando por las calles del sur de la Florida un auto en estas condiciones?  Le preguntamos al Departamento de Seguridad de las Carreteras de Florida, en Tallahassee, ya que ellos emitieron el título limpio.

    Alexis Bakofsky, representante de esa agencia, nos dijo que ellos dependen “de la información del sistema de verificación de títulos y seguros del departamento de justicia nacional pero eso no significa que no puede ocurrir fraude de título”.

    Nuestro equipo uso ese mismo sistema para revisar el historial.  Aunque apareció el choque en Virginia, nunca se re-clasifico como un auto reconstruido; tal vez porque se vendió solamente por sus repuestos. Por eso cuando las autoridades de la Florida revisaron la clasificación y no leyeron el historial completo, lo inscribieron aquí con un título limpio.

    Por teléfono, el hombre que le vendió el auto a Nestor negó estar involucrado en fraude de título pero no supo explicarnos como consiguió el vehículo. Quedó en conversar con Néstor para ver si le devolvía el dinero, pero eso no sucedió y ahora Néstor ha presentado  una queja con la patrulla de carreteras que está investigando el caso.  
     
    Para evitar una desilusión como esta, no le compre un vehículo a un desconocido; lléveselo a su mecánico para que lo revise antes de comprarlo, no pague con efectivo y revise el historial usando herramientas como el sistema del departamento de justicia o CARFAX siguiendo los siguientes enlaces:

    http://www.vehiclehistory.gov/nmvtis_vehiclehistory.html

    http://www.carfax.com/?partner=GPC_V&click=sem&gclid=CPGh3KO188wCFQtLNwodjHELQQ&gclsrc=ds