Rosa María Payá: La Seguridad del Estado está en mi barrio

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    EFE
    Rosa María Payá habla con la prensa en la Iglesia de los Pasionistas en La Habana, este miércoles.

    Rosa María Payá, hija del fallecido disidente cubano Oswaldo Payá Sardiñas, dijo este miércoles que ha pedido a funcionarios estadounidenses que negocian con Cuba que pongan sobre la mesa su reclamo  para realizar investigación independiente sobre la muerte de su padre en  2012.

    La joven denunció a la vez el asedio que ha tenido en torno a su casa y su persona desde el arribo a La Habana, el pasado lunes.

    “Hemos llevado durante estos dos años un esfuerzo muy grande en recolectar voluntades en favor de una investigación independiente del gobierno cubano para que se aclaren las circunstancias del atentado que terminó con la vida de mi papá y de [el activista] Harold Cepero, y es también un esfuerzo por poner el tema sobre la mesa de negociaciones que se han establecido entre Cuba y Estados Unidos”, declaró Payá tras asistir a una misa en honor a su padre en la Iglesia de los Pasionistas en La Habana.


    Rosa María Payá, Tania Bruguera y Sayli Navarro, este miércoles 13 de mayo ante la tumba de Oswaldo Payá.

    Rosa María Payá: La Seguridad del Estado está en mi barrio

    Rosa María Payá: La Seguridad del Estado está en mi barrio
    La activista reclama poner en la mesa de negociaciones entre EEUU y Cuba la solicitud de una investigación independiente sobre la muerte de su padre. (Publicado jueves 14 de mayo de 2015)

    Explicó que ella trasladó directamente la petición a la secretaria de Estado adjunta para asuntos hemisféricos, Roberta Jacobson, quien lidera las conversaciones con Cuba, y al asesor del presidente Barack Obama, Ricardo Zúñiga.

    "Lo pedí desde una posición no exclusivamente familiar, sino por el derecho que tenemos todos los cubanos de saber la verdad y a defender el legado de libertad de ambos”, manifestó.

    De acuerdo con Payá, los funcionarios estadounidenses se comprometieron a llevar su pedido a las rondas de diálogo con representantes del gobierno cubano sobre derechos humanos,  a finales del pasado marzo, pero desconoce si el asunto se abordó o hubo alguna respuesta de Cuba.

    A la misa asistieron los activistas del proyecto Estado de Sats, Antonio Rodiles y Ailer González, así como Manuel Cuesta Morúa, líder de Arco Progresista, familiares y amigos.

    En una grabación difundida por la agencia Cubanet, Payá se refirió a la vigilancia que los agentes policiales mantienen sobre su casa en el barrio del Cerro desde el pasado lunes.

    “La Seguridad del Estado ha vuelto a mi barrio y los vecinos se han quejado de alguna manera con nosotros ante el movimiento que han visto de los agentes que han regresado en torno a nuestra casa”, relató la joven.

    Señaló que las condiciones por las que su familia tuvo que abandonar abruptamente el país en el 2013 no han variado.

    “Nosotros continuamos siendo amenazados, difamados y calumniados en las redes sociales y páginas oficialistas”, apuntó.

    Oswaldo Payá, líder del Movimiento Cristiano Liberación (MCL), falleció junto al disidente cubano Harold Cepero el 22 de julio de 2012 cerca de la ciudad de Bayamo  luego que el auto donde viajaban  impactó contra un árbol. El vehículo era conducido por Ángel Carromero, un dirigente de las juventudes del Partido Popular de España que terminó acusado de homicidio involuntario y cumplió prisión en la isla.

    La familia de Payá cuestionan la versión  oficial del accidente de tráfico y reclaman una investigación independiente por considerar que se trató de un atentado.

    El caso con pruebas para demostrar las supuestas incongruencias del  gobierno cubano ha sido llevado ya a la Corte Interamericana de Derechos Humanos y a la relatoría de crímenes extrajudiciales de la ONU.

    Rosa María, sus hermanos y su madre Ofelia Acevedo fueron recibidos por el Papa Francisco en audiencia privada en el Vaticano, el pasado año.