Colombia manda a casa a Japón

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Getty Images

    CUIABÁ, Brasil -- A James Rodríguez le bastaron 45 minutos para demostrar que es uno de los jugadores más destacados de esta Copa del Mundo, Jackson Martínez marcó un doblete y Colombia reaccionó para derrotar el martes 4-1 a Japón y así asegurar un paso perfecto en la primera ronda.

    El equipo de José Pekerman incluso se dio el lujo de ingresar a los 85 minutos al portero suplente Faryd Mondragón, que se convirtió con 43 años en el jugador de mayor edad en actuar en un Mundial.

    Colombia se enfrentará contra Uruguay el sábado en Río de Janeiro por los octavos de final.

    "Muy difíciles (los uruguayos), vamos a jugar contra un equipo con historia, con actualidad, sabe jugar mundiales", consideró el técnico de Colombia, José Pekerman. "Un rival durísimo, pero nosotros estamos con confianza y queremos seguir avanzando".

    "Chachachá" Martínez definió cruzado de zurda a los 55 tras un pase de gol de James, que acababa de entrar tras el descanso, para darle la ventaja al equipo sudamericano luego de un opaco primer tiempo. El ariete del Porto amplió la cuenta a los 82 con un recorte y otro zurdazo junto al palo para sentenciar el partido.

    [Relacionado: Visita nuestra página especial de la Copa Mundial 2014 con noticias, videos y fotos.]

    James coronó la goleada a los 90 con una gran jugada individual en la que gambeteó a un defensor y picó el balón por encima del arquero.

    Juan Guillermo Cuadrado abrió el marcador por Colombia con un penal a los 16 minutos, y Shinji Okazaki empató con un soberbio cabezazo en el último suspiro de la primera mitad.

    Colombia sumó nueve puntos, la primera vez que consigue esa cifra en la primera ronda de un Mundial, mientras Japón quedó eliminado con apenas una unidad.

    Además, la selección cafetera aseguró al menos igualar su mejor actuación mundialista, los octavos de final de Italia 90.

    "Es el fruto del trabajo, la paciencia, buenos jugadores y un país que apoyó", señaló ekerman. "Se logró el pase, más allá de los nueve puntos ahora será un partido mano a mano".

    Un urgido Japón comenzó con un espíritu ofensivo e intentó aproximarse al arco colombiano, pero sin llevar verdadero peligro. Yoshito Okubo hizo un gran recorte en el área a los ocho minutos, pero su remate se estrelló en un defensa.

    Makoto Hasebe también lo intentó con un potente remate de larga distancia a los 13 minutos, controlado por el portero titular David Ospina.

    Dos minutos después, el atacante Adrián Ramos fue derribado en el área por el japonés Yasuyuki Konno, y Cuadrado aseguró su cobro con un fuerte remate.

    Es el primer gol en Brasil del volante de la Fiorentina, que ya había dado tres asistencias.

    Japón contestó a los 25 con un gran remate de Shinji Kagawa, rasante y junto al palo, que exigió una gran atajada de Ospina.

    Los asiáticos siguieron aproximándose. Un tiro libre de Keisuke Honda pasó lamiendo el palo izquierdo de Ospina, y una chilena de Yoshito Okubo salió desviada antes del cabezazo de Okazaki.

    Con la clasificación en el bolsillo, Colombia arrancó con ocho cambios con respecto a la alineación de los dos primeros partidos, las victorias 3-0 sobre Grecia y 2-1 contra Costa de Marfil. Pekerman solo mantuvo al arquero Ospina, el lateral Pablo Armero y Cuadrado.

    James, figura de las dos primeras salidas colombianas y autor de dos goles en el Mundial, comenzó como suplente.

    Tras el descanso, Pekerman decidió ajustar las tuercas. Dio paso a James por Juan Quintero, y le dio descanso a Cuadrado, relevado por Carlos Carbonero, el mediocampista de River Plate convocado de último minuto.

    El efecto del `10' de Colombia fue inmediato. Entró enchufado, provocando faltas de los japoneses e intentando un remate desviado al tiro de esquina a los 49.

    A los 53, el volante del Mónaco cobró un tiro libre que atravesó el área japonesa, y Carbonero desvió su remate.

    Fue el aviso del gol de "Chachachá" Martínez, que definió de potente zurdazo a los 55 tras el servicio de James dentro del área.

    "Trabajé, siempre trabajé esperando este momento, fui muy paciente, tuve situaciones muy difíciles pero sabía que Dios me tenía el momento", apuntó Martínez, que metió sus dos primeros goles en Brasil. "Y ahora puedo anotar en un Mundial".

    Japón no claudicó y la improvisada defensa colombiana lució vulnerable.

    Ospina puñeteó a los 64 otro peligroso tiro libre de Honda, y después Yasuyuki Konno desvió un furioso remate dentro del área. Japón siguió intentándolo con remates de media distancia contenidos por el portero.

    Con los cruces de octavos, Latinoamérica aseguró al menos un semifinalista en el Mundial, pues la llave de Colombia-Uruguay se enfrenta a la de Brasil-Chile en cuartos de final.