Rockets juegan primera final en 18 años

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    HOUSTON - Los Rockets de Houston se enfilan a la final de la Conferencia del Oeste por primera vez tras remontar un déficit 3-1 en la serie para eliminar a los Clippers de Los Ángeles.

    "Esto es lo máximo para elevar la moral", dijo James Harden, el armador de los Rockets. "Solo unos cuantos equipos han podido hacer algo así. Reaccionamos. Peleamos en tres partidos reñidos y salimos victoriosos".

    Al compás de 31 puntos de James Harden, los Rockets lideraron de punta al vencer el domingo 113-100 a los Clippers. Enfrentarán a los Warriors de Golden State en la final de conferencia.

    Dwight Howard añadió 16 puntos y 15 rebotes para los Rockets, el noveno equipo en la historia de la NBA que remonta un 3-1 adverso para imponerse en una eliminatoria de postemporada.

    Los Rockets forzaron el séptimo partido tras una épica remontada de 19 puntos en el tercer cuarto del duelo previo. No tuvieron necesidad de una gesta semejante el domingo, al despegarse por 17 puntos tras el tercer cuarto. Howard inició el cuarto con una jugada de tres puntos, que les puso arriba 88-68.

    "Cuando pierdes por 19 de visitante, es fácil rendirse y pensar en el año entrante", dijo Harden. "Pero con todas las lesiones que sufrimos durante todo el año, eso nos hizo fuerte contra la adversidad. Siempre buscamos la forma de dar pelea, (pero) estar 3-1 fue otra clase situación".

    Blake Griffin anotó cinco puntos en una ofensiva 9-0 que acercó a los Clippers a ocho puntos con dos minutos y medio por jugar.

    Harden respondió con un par de tiros libres, pero una clavada de DeAndre Jordan puso otra vez a los Clippers a ocho puntos. Un triple de Trevor Ariza acabó de liquidar el trámite.

    Howard estaba nervioso hasta que Ariza metió su triple, al temer que los Clippers iban a orquestar una remontada al final.

    "Por favor, no podemos permitir que ellos nos hagan los mismo", dijo Howard sobre lo que pensaba en los últimos minutos.

    Griffin anotó 27 puntos y Chris Paul aportó 26 puntos con 10 asistencias. Tras ponerse arriba 3-1 en la serie, los Clippers parecían encaminados a su primera final de conferencia de su historia. Pero no supieron dar el golpe de gracias en las tres oportunidades que dispusieron.

    "Es decepcionante", dijo Griffin. "Quedamos tan cerca, pero estar cerca no vale nada. Estuvimos arriba 3-1 y no pudimos liquidarlos. La culpa es solo de nosotros".

    La final de conferencia en el Oeste arranca el martes en Golden State.