Coronavirus

Preocupación de infertilidad por vacunas contra el COVID-19

No solo por tratar de salir embarazadas, sino también por los efectos del virus, una preocupación más acerca de los potenciales efectos de la vacuna.

Telemundo

El Doctor Armando Hernández, especialista en fertilidad, recibe decenas de llamadas y correos electrónicos, en momentos de pandemia y vacunación contra el COVID-19.

No solo por tratar de salir embarazadas, sino también por los efectos del virus, una preocupación más acerca de los potenciales efectos de la vacuna, pero claramente les hemos dicho que, si tienen la oportunidad de recibir la vacuna, se la deberían poner”, dice Hernández.

Mantente al tanto de todas las noticias de actualidad y de lo último que ocurre en nuestra comunidad descargando la aplicación de Telemundo 51 para iOS o Android.

Para las mujeres que están considerando iniciar tratamientos de fertilidad, hay una recomendación.

“Antes de una extracción de óvulos, que es lo que ocurre en el proceso de fertilización in vitro, debe esperar 72 horas antes o después de la extracción. Pero fuera de eso no hay ninguna contraindicación que estas pacientes o sus esposos puedan recibir la vacuna”, dice Hernández.

Una trabajadora de la salud de Palm Beach, vacunada mientras estaba embarazada ha dado a luz al que sería el primer caso documentado de un bebé con anticuerpos contra el COVID- 19.

La Dra. Dadilia Garcés, dice: “Creó la inmunidad y la ha pasado pasivamente al bebé. Y esto es bueno porque va a proteger al bebé por un tiempo”.

Más de 20 mil mujeres, sin saber que estaban embarazadas, participaron en estudios de las vacunas contra el COVID-19.

“Y se comprobó que no afectaban ni a la mujer, ni al bebé. Así que hasta ahora tiene un grado de seguridad. Sin embargo siempre se recomienda que se consulte con su especialista”, dice Garcés.

En Noviembre de 2020 fuimos los primeros en reportar que los doctores Ramasamy y Molina de la Universidad de Miami habían detectado la presencia del coronavirus en los testículos de hombres que padecían COVID-19, y entonces comenzaron un estudio sobre posibles efectos en la fertilidad.

Ahora, 4 meses después, se conocen los resultados.

“Encontramos que en los tres primeros meses tras la infección de COVID-19, el conteo de espermatozoides descendía al punto que era insuficiente para concebir”, dice el Dr. Ranjith Ramasamy, director del servicio de urología reproductiva.

El Dr. Manuel Molina, especialista en salud reproductiva masculina de la Universidad de Miami, dice: “Cuando la persona sufre de la infección, los testículos pueden inflamarse y producir daños temporales”.

La buena noticia del estudio es que todos los pacientes se recuperan al cabo de 3 a 6 meses.

En las redes sociales han circulado posts, en los cuales usuarios individuales han afirmado que las vacunas contra el COVID-19 provocan infertilidad en las mujeres y que sus propios cuerpos atacan la placenta de las ya embarazadas.

Contáctanos