hialeah

Nuevo giro en caso de oficiales de Hialeah acusados de agredir a desamparado

Una cadena de correos electrónicos indica que varios oficiales del departamento de policia de Hialeah incluyendo a uno de los acusados habían reportado defectos en los GPS de sus patrullas.

Telemundo

Una cadena de correos electrónicos indica que varios oficiales del departamento de policia de Hialeah incluyendo a uno de los acusados habían reportado defectos en los GPS de sus patrullas. Ese suceso es usado ahora en el caso de los oficiales acusados de golpear a un desamparado, la defensa busca que se desestimen los cargos con esta nueva evidencia.

Una moción de emergencia que busca darle una vuelta al caso de los ex oficiales de la policía de Hialeah, Rafael Otano y Lorenzo Orfila, arrestados por supuestamente golpear brutalmente a un hombre desamparado en diciembre del 2022.

Según Michael Pizzi, el abogado de Rafael Otano, "la policia de la ciudad y la fiscalía tenían correos electrónicos que mostraban que el GPS, que está en el corazón de su caso para supuestamente rastrear a mi cliente no funcionaba".

La fiscalía dice que evidencia del GPS muestra a Jose Ortega -la presunta víctima del supuesto ataque- siendo llevado a una zona desolada de Hialeah donde habría sido golpeado por los dos acusados, y un video muestra cómo el hombre describía cómo fue la paliza al oficial que respondió a la situación. 

“Seis meses antes Otano estaba en Hialeah y lo mostraba a 5 millas de distancia en Miami Lakes … el Sistema defectuoso del GPS lo mostraba a millas del lugar”, remarca el abogado.

A esta alegación de la defensa, se le suma nueva evidencia obtenida por Telemundo 51que consiste en decenas de correos electrónicos donde oficiales de la policía de la ciudad reportaban defectos en los GPS de sus patrullas incluyendo al mismo ex-oficial Otano. En un correo un oficial del departamento reporta que el GPS de la patrulla del policía que fue arrestado mostraba defectos. 

“Esta evidencia tenía que ser presentada y desestimar el caso”, considera Michael Pizzi, abogado del ex oficial Rafael Otano, quien afirma que el estado ocultó pruebas exculpatorias y que estos correos electrónicos serían evidencia de que el oficial nunca habría estado donde la fiscalía apunta que su cliente cometió el crimen especialmente porque en el pasado ya el GPS habría mostrado lugares erróneos.

Este viernes habrá una audiencia por esta moción. Solicitamos un comunicado a la fiscalía, pero no hemos recibido una respuesta. Sin embargo, es conocido que la oficina de la fiscal nunca realiza comentarios sobre investigaciones abiertas.

Contáctanos