ola de calor

Golpe de calor y agotamiento por calor: ¿cuál es la diferencia?

Son días de altas temperaturas y las autoridades recomiendan estar atentos a dos situaciones que podrían presentarse.

Telemundo

Son días de altas temperaturas y las autoridades recomiendan estar atentos a dos situaciones que podrían presentarse. Los golpes de calor y el agotamiento por calor, pero ¿cuál es la diferencia?

La doctora Dadilia Garcés, médico epidemióloga y profesora del Miami Dade College, explica que "el agotamiento por calor es un proceso que se presenta cuando el organismo no logra regular la temperatura".

"Los síntomas iniciales son mareo, cansancio; la persona puede sentir que tiene mucho calor y puede llegar a desmayarse. Su temperatura corporal puede llegar a estar elevada, pero no lo suficiente como para llegar a un golpe de calor", apunta la epidemióloga.

"La característica de un golpe de calor es que la temperatura de la persona está por encima de 40 grados centígrados o 104 grados Fahrenheit. La persona puede llegar a convulsionar o a perder completamente la conciencia. Al no regularse adecuadamente la temperatura, las células del organismo empiezan a destruirse. También puede haber daño renal o daños en el corazón. Es por esto que es una emergencia", asegura la doctora Dadilia Garcés.

¿Cuando estamos en exteriores, qué sería más recomendable beber?

“Tenemos que tomar agua, pero también electrolitos. Es por eso que las personas, como los trabajadores agrícolas, se les recomienda que tomen agua y componentes como las bebidas comerciales para deportistas que tienen electrolitos para reponer los que perdemos con el sudor”, dice García.

Estamos en tiempo de campamentos de verano, ¿qué deberían hacer los padres y las personas que están a cargo de los niños en estas actividades?

“Lo más recomendable es tratar de hacer estas actividades a la sombra. Un factor que está jugando en contra en estos momentos es la humedad, y con la humedad los niños no se dan cuenta de que necesitan tomar agua. Así que hay que mantenerlos hidratados y por otro lado se les recomienda a los padres que los niños utilicen ropa fresca y de colores claros, para evitar que los niños se deshidraten y puedan sufrir las consecuencias negativas del calor”, comenta García.

El Servicio de Parques del Condado de Miami-Dade ha entrenado a sus empleados para involucrarlos en actividades de campamentos de verano para el reconocimiento de los síntomas del golpe de calor y ha puesto en práctica estrategias para garantizar que los niños no permanezcan en exteriores por tiempo prolongado.

Contáctanos