Denuncian que mascota familiar fue baleada por policía

Tres oficiales condujeron a la mascota hasta un hospital veterinario cercano, pero nada se pudo hacer.

Luna era la mascota familiar que la noche del pasado domingo fue baleada por un agente de la Policía de Hallandale que prestaba servicio, según denuncia Isabel Espinosa, la dueña de la perra.

El hecho se habría producido después que la policía fue llamada para atender una disputa doméstica en la zona en una de las viviendas en la cuadra 300 de la 9 avenida del suroeste de Hallandale.

“La perrita salió. Cuando la perrita salió ella empujó la puerta del gate y salió El policia estaba parado mirándola de frente. La vio salir. Mi novio salió, gritó: No, no, no she is good, she is good..she is safe y cuando menos pensamos tres disparos a la perrita”, contó Espinosa.

Telemundo 51 pudo obtener el video de vigilancia que muestra los momentos de desesperación de Espinosa, de 34 años de edad, para quien la perrita Rottweiler, de año y medio, era la hija que no ha podido tener.

Tres oficiales condujeron a la mascota hasta un hospital veterinario cercano, pero nada se pudo hacer.

“Él dice que la perra se le vino encima pero el disparo a la perra esta de lado a lado. Entró por un costado y salió por otro costado”, dijo Espinosa.

Según Espinosa, a pesar de intentarlo no ha recibido respuestas por parte del departamento policial de Hallandale.

“Project luna the rottie” es la nueva campaña que a través de las redes sociales ha iniciado Espinosa para concientizar sobre el caso. Dice que no tiene sentido que asesinaran a su mascota. 

La respuesta de la policía

Según comunicó el Departamento de Policía de Hallandale Beach, el pasado 24 de noviembre los oficiales de policía respondieron a una llamada en el área de la cuadra 300 de SW 9th Avenue.

"Cuando el sargento en escena regresaba a su vehículo, observó a un perro (Rottweiler) ladrando y corriendo de un lado a otro en el patio delantero de una casa. El perro salió de la propiedad a través de una puerta peatonal abierta y cargó hacia el sargento", señalan.

El sargento disparó su arma de servicio e impactó al perro que luego corrió hacia atrás y colapsó en el camino de entrada, según la policía.

Los oficiales de policía de Hallandale Beach transportaron al perro al Hollywood Animal Hospital, donde sucumbió a sus heridas.

En este momento, la policía está investigando el incidente. Tanto el informe como las imágenes de la cámara corporal forman parte de la investigación.

Contáctanos