MIAMI

Líderes políticos y artistas de Miami exigen a EEUU acciones concretas para ayudar a Cuba

Desde el Freedom Tower del Downtown de Miami artistas como Emilio Estefan, Willy Chirino y Jencarlos Canela aunaron voces para pedir a EEUU que ayude a recuperar la libertad en Cuba.

Telemundo

Una manifestación pacífica para apoyar a los cubanos que desde el pasado domingo se lanzaron a las calles de la isla para exigir "Libertad" y protestar por sus derechos más elementales, tuvo lugar esta tarde en el Downtwon de la ciudad de Miami, justo en la icónica Torre de la Libertad.

Entre las acciones concretas pedidas al presidente Joe Biden, y a la comunidad internacional para recuperar la libertad en Cuba, se incluye una posible "intervención militar" para derrocar al régimen comunista de La Habana.

En la cita estuvieron presentes importantes figuras del mundo musical como Emilio Estefan, Willy Chirino y Jencarlos Canela, -todos de origen cubano y reconocidos por su defensa a la causa de la libertad de la isla-, a quienes se unieron líderes políticos del exilio entre los que destacaron Rosa María Payá y Orlando Gutierrez-Boronat.

El renombrado productor musical Emilio Estefan pidió al Gobierno de EEUU que hable poco y que "pase a la acción" y le instó a viajar a Miami a "dar la cara" ante la comunidad cubana. A su reclamo se unió otro de los símbolos de la comunidad, el también cantante Willy Chirino, quien intervino para pedir al mundo que no se permita que se "extinga la llama" de las protestas. "Esto no tiene marcha atrás", dijo emocionado.

Mantente al tanto de todas las noticias de actualidad y de lo último que ocurre en nuestra comunidad descargando la aplicación de Telemundo 51 para iOS o Android.

El Freedom Tower del Downtown de Miami que acogió a los cubanos en sus inicios como migrantes en el sur de Florida, fue el espacio ideal para realizar un encuentro en que expresaron demandas directas al gobierno de EEUU para que colabore con la comunidad cubanoamericana en su lucha por liberar al pueblo cubano que lucha en las calles desde hace varios días por salir de la dictadura que los somete.

La disidente cubana Rosa María Payá pidió "solidaridad" con la población cubana que el pasado día 11 salió a la calle en protestas antigubernamentales no vistas en décadas, lo hizo exigiendo que ésta sea en forma de "acciones y no de palabras". Por lo que pidió sanciones internacionales para los gobernantes de la isla, para que no reine la "impunidad", al tiempo que solicitó "consecuencias" para las multinacionales que hacen negocios en la isla y se lucran con el "sufrimiento de los cubanos".

Tanto por agua como por tierra acudieron a la cita, pues tanto los llegados en bote a la Bahía de Biscayne o los que marcharon hasta el Freedom Tower aunaron voces para exigir el fin de la dictadura que desde hace seis décadas reprime a los cubanos, sumidos en los últimos tiempos en una cruenta crisis sanitaria y económica.

Pero los cubanos de Miami quieren mucho más que un posible retroceso en las intenciones de Biden por lo que abogan por una intervención militar ya rechazada por el demócrata Bob Menéndez, senador de origen cubano que preside el comité de Exteriores del Senado de EEUU.

Mientras esto sucedía en Miami, en Washington DC y en ciudades de todo el país se realizaron diversas marchas este mismo sábado. Frente a la Casa Blanca sr reunieron unos 200 cubanos que también pidieron a Biden acciones más duras contra el Gobierno cubano, al igual que en la neoyorquina plaza de Times Square decenas de personas se congregaron para exigir la salida del Gobierno cubano al grito de "¡Libertad!". 

Desde que ocurrieron las protestas el pasado domingo, la isla vive un apagón digital con Internet restringida, donde solo una minoría tiene acceso a la red, por lo general usando determinadas aplicaciones VPN, lo que limita el flujo de información veraz de lo que sucede en la isla, al tiempo que dificulta la comunicación de los cubanos de dentro y fuera.

Las protestas del 11 de julio, las más fuertes en Cuba en las últimas décadas, se produjeron con el país en medio de una pandemia fuera de control, una evidente escasez de alimentos, medicinas y productos básicos, además de largos cortes de electricidad.

A su lado, Miami ha sido epicentro durante esta última semana de varias protestas espontáneas del exilio cubano en apoyo a los manifestantes en la isla.

Contáctanos