Alcalde Francis Suárez se queda por fuera del primer debate republicano

El expresidente Donald Trump no acudirá a este primer debate, según anunció el pasado fin de semana.

Telemundo

El alcalde de Miami, Francis Suárez se quedó por fuera del primer debate por la nominación presidencial republicana que se celebra mañana miércoles en Wisconsin. Suárez dijo que reportó un 2 por ciento de apoyo nacional en una encuesta, pero esta cifra no fue certificada por el Comité Nacional Republicano. Al encuentro irán finalmente ocho candidatos, entre ellos el gobernador de la Florida, Ron DeSantis.

Suárez se ha negado a dar entrevistas pero en una declaración de este martes dijo haber creído que el Comité  Nacional Republicano aceptaría las encuestas que su campaña sometió para calificar para el debate.

"Lamento que este debate no incluya mis perspectivas del bloque de votantes de mayor crecimiento en nuestro país: los hispanos jóvenes y conservadores. Además, los republicanos no podrán escuchar mi historia de cómo los principios conservadores de mantener los impuestos bajos, mantener a la gente segura y centrarse en crear prosperidad para todos crearon la gran ciudad más exitosa de Estados Unidos", apuntó el alcalde de Miami.

Concluye afirmando que espera poder ayudar al partido republicano a recuperar la Casa Blanca sin aclarar el futuro de su campaña.

“Francis Suárez para poder tener éxito en la política se tiene que enfocar en mejorar sus relaciones dentro de su propio partido. Ha declarado que no votó por el presidente Trump, el candidato principal en estos momentos, que no votó por el gobernador DeSantis”, apunta el analista político, Mike Hernández, quien considera que haber anunciado su participación de forma prematura tampoco lo ayuda.

El viernes Suárez anunció que había calificado, pero se adelantó a los hechos. “El alcalde Suárez cometió tremendo error declarando en las redes sociales antes de recibir notificación del Comité Nacional Republicano”, señala Mike Hernández.

Suárez había dicho en los últimos días que el candidato que no calificara para el debate debía retirar su campana, pero hasta el momento no se sabe cual será el futuro del alcalde de Miami.

Para calificar los candidatos deben alcanzar un mínimo de donantes (40,000 contribuyentes individuales, 200 de cada uno de 20 estados, al menos un 1% de apoyo en tres encuestas nacionales, o dos encuestas nacionales y en más de dos estados con votación anticipada”.

“Son encuestas que califica el Comité Nacional Republicano como válidas, no puede ser cualquier estudio (…) tienen que ser encuestadores conocidos por el trabajo que hacen”, dijo Hernández.

El expresidente Donald Trump tampoco va a participar en el primer debate republicano. Tras el anuncio de su decisión, la más reciente encuesta de NBC y medios locales de Iowa, lo muestran en primer lugar en ese estado entre los precandidatos republicanos, con más de 20 puntos de ventaja contra su rival más cercano, el gobernador DeSantis.

Mike Hernández, analista político, dice que “es más riesgoso participar en un debate si tienes la ventaja que tiene en este entonces según las encuestas”.

Se estima que DeSantis intente proyectarse como el mejor candidato en contra del presidente Joe Biden en una elección general.

"El va a responder a ciertos ataques, pero no va a ser el que empieza a tirar trompadas a tirar platos”, dijo Luis Quiñonez de la campaña de DeSantis.

Contáctanos