"Se va a matar", dijo hispana al 911 antes de terrible tragedia familiar

La mujer llamó antes de que el hispano matara a su esposa, suegra e hija antes de suicidarse.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Preparativos para una tormenta: Una guía para su familia y su hogar
    Facebook
    Pablo Colon

    Nota del editor: El video y el audio de la llamada al 911, publicados originalmente con este artículo, han sido removidos en conformidad con la ley estatal de la Florida SB 186.

    Este miércoles fue revelada la escalofriante llamada al 911 poco antes de la tragedia familiar en una vivienda de Pembroke Pines en la que un hombre hispano mató a su esposa, su suegra y una de sus hijas de solo 3 años antes de quitarse la vida.

    Padre de Florida mató a su esposa, a su hijita y a su suegra: Policía

    [TLMD - MIA] Padre de Florida mató a su esposa, a su hijita y a su suegra: Policía

    El hombre terminó quitándose la vida tras el trágico incidente, según autoridades.

    (Publicado martes 27 de agosto de 2019)

    La tragedia ocurrió el 25 de agosto, cuando Pablo Colón, de 35 años, asesinó a su esposa Sandra Colón, de 36 años, a su suegra Olga Álvarez, de 61 años, y a una de sus hijitas gemelas, de 3 años, según reporte de las autoridades. La otra pequeña sobrevivió.

    La llamada empieza con fuertes gritos y luego la mujer dice: "Estoy herida, estoy desangrándome. Tengo los niños".

    En un fragmento de la llamada le preguntan a la mujer qué decía Pablo Colon, el hispano que asesinó a tres personas antes de suicidarse, de acuerdo con el reporte de las autoridades. "Que se va a matar, que se va a matar", respondió la mujer cuya identidad no fue revelada. En otros fragmentos se alcanza a oír los gritos de un hombre que sería Colon. 

    La Policía también reveló otra llamada de una mujer que dijo ser esposa de un primo de Colon y que aseguró que él los llamó a confesarles el terrible crimen. "Dijo lo siento, tuve que hacerlo. Maté a toda mi familia, los veo en el cielo", dijo la mujer.

    "En esa casa viven su esposa, las dos niñas, la suegra y él. Él dijo que los había matado a todos. Por eso estoy llamando", agregó la mujer notablemente angustiada y mientras gritaba "Dios mío, dios mío".

    El hermano de Colón también llamó al 911 a relatar lo que le dijo en la última llamada: “Cometí un error. Me voy a matar. Te amo, adiós”.

    Los policías respondieron a este incidente cerca de las 8:27 p.m. de ese domingo pero cuando las autoridades llegaron, ya era demasiado tarde. Los oficiales encontraron a cuatro personas muertas dentro de la casa ubicada en la comunidad Grand Palms, en la cuadra 1600 de la SW 156 Avenue.