Telemundo 51 Investiga

Prohíben uso de un pesticida que podría causar problemas de aprendizaje en niños

Se trata de Clorpirifós, un agente nervioso que hasta ahora podía ser utilizado en los campos de frutas y verduras para controlar las plagas.

Telemundo

El broccoli y las fresas que les dábamos a nuestros hijos con el fin de alimentarlos podrían haber estado cubiertos de un pesticida que el gobierno ahora piensa que podría causarles problemas de aprendizaje. “Este pesticida lo que ocasiona es como un retraso o altera el sistema nervioso, especialmente en los niños”, dice Claudia Gonzalez de la Asociación Campesina de la Florida.

Se trata de Clorpirifós, un agente nervioso que hasta ahora podía ser utilizado en los campos de frutas y verduras para controlar las plagas. Luego de años de lucha de organizaciones ambientalistas, la agencia de protección ambiental prohibió su uso en alimentos porque no podían comprobar que era seguro. “Esta fue una lucha de alrededor de 20 años para poder lograr que se retirara este agente químico”, dice González, quien advierte que “esto solamente se ha aprobado en retiro en productos que son alimentarios, o sea, utilizarlo para cuestión de vegetales y frutas, pero todavía no se ha retirado en los productos que son como para matar hormigas o incluso en los viveros, en los cultivos que son plantas ornamentales”.

Mantente al tanto de todas las noticias de actualidad y de lo último que ocurre en nuestra comunidad descargando la aplicación de Telemundo 51 para iOS o Android.

Eso es algo que la asociación campesina de la Florida busca cambiar, al unirse a los abogados de la organización Earth Justice para tratar de eliminar estos agentes químicos de todos los campos. “Cuando están fumigando o han puesto esos agentes en una área , usualmente si estamos hablando del área de Florida, usan el doble y a veces hasta el triple de químicos, porque aquí llueve y entonces esos químicos se van al subsuelo y al final de cuenta llegan a nuestras aguas”, dice González.

Corteva Agriscience, que una vez fue uno de los productores más grandes de Clorpirifós en los Estados Unidos, reaccionó a la prohibición diciendo: "Esta acción elimina una herramienta importante para los agricultores y, aunque Corteva continúa revisando la orden, parece que la justificación utilizada por la Agencia es inconsistente con la base de datos completa".

La empresa también nos dijo que, dada la reducida demanda del producto, decidieron eliminar gradualmente su producción el año pasado.

Y aunque ya no podrán fumigar las frutas y las verduras con este químico, organizaciones ambientalistas advierten a los consumidores acerca de su uso como pesticida para plantas o jardines. “Cuando estamos comprando un químico tenemos que averiguar qué consecuencias hay”, advierte Gonzalez.

Contáctanos