Crimen en Colorado

Estrangulada y asesinada en un motel: su exnovio pagará 60 años de cárcel por el crimen

Telemundo

DENVER, Colorado - La familia de Ally Raber, quien falleció a los 18 años, esperó casi cuatro años para obtener justicia luego de que un jurado del condado Arapahoe sentenciara al hombre que la asesinó.

La jueza del Tribunal de Distrito de Arapahoe, Shay Whitaker, sentenció a Arturo García, de 24 años, a 60 años de cárcel. García se declaró culpable el 7 de abril de asesinato en segundo grado del homicidio de Raber. Otros cargos fueron desestimados como parte del acuerdo de culpabilidad.

Mantente al tanto de todas las noticias de actualidad y de lo último que ocurre en nuestra comunidad descargando la aplicación de Telemundo 51 para iOS o Android.

"Nada cambiará la realidad de que soy la madre de una joven asesinada, pero soy yo la que tiene cadena perpetua", dijo la madre de Raber al juez.

El Departamento de Policía de Denver (DPD) arrestó a Jolene Beyer-LaCrue de 20 años, mamá de Gianna Rosales, más conocida como Gigi, la bebé hispana de solo 9 meses que falleció en extrañas circunstancias debido a los contundentes golpes que sufrió en la cabeza.

Los agentes de policía de Aurora encontraron el cuerpo de Alexandrea Victoria Raber en una habitación de motel cuando respondieron a la llamada de una empleada al 911 el 2 de julio de 2017. Raber había sido estrangulada; ella tenía 18 años. García dejó su cuerpo donde la mató y huyó a México.

La investigación reveló que Raber y García habían sido pareja en la que García tenía antecedentes de abuso doméstico. García estaba en libertad condicional por agredir físicamente a Raber cuando la mató. En la habitación del hotel, la policía encontró la licencia de conducir de García y numerosos documentos judiciales de su caso anterior, incluidos los documentos de libertad condicional y la orden de protección que le prohibía tener contacto con Raber.

“Ella realmente creía que podía ayudarlo”, le dijo su padrastro al juez. "Se aprovechó de esa inocencia, y cuando ya no pudo controlarla, acabó con su vida".

Mira las imágenes.

Whitaker sentenció a García a un máximo de 48 años de prisión por el cargo de asesinato y 12 años por el caso de "manipulación de un testigo", donde se revocó su libertad condicional por delito grave, que se cumplirá consecutivamente.

Contáctanos