Economia en recesión

Tiempos de incertidumbre económica: 9 pasos para estar listo ante una posible recesión

Si crees que una recesión podría desestabilizar tu economía, aquí hay algunos tips para prepararte.

SHUTTERSTOCK

WASHINGTON DC - Los precios de la gasolina, la comida y el alquiler están por las nubes. La Reserva Federal ha elevado las tasas de interés al nivel más alto desde 2018. La economía de EEUU se ha contraído durante dos trimestres consecutivos.

Los economistas están divididos sobre si se avecina una recesión. Lo que está claro es que la incertidumbre económica no va a desaparecer pronto. Pero hay pasos que puede tomar ahora para estar listo para lo que se avecina.

Mantente al tanto de todas las noticias de actualidad y de lo último que ocurre en nuestra comunidad descargando la aplicación de Telemundo 51 para iOS o Android.

Yiming Ma, profesor asistente en la Universidad de Columbia, dice que no se trata de si ocurrirá una recesión, sino cuándo. La gente debería prepararse pero no entrar en pánico, dijo.

“Históricamente, la economía siempre ha tenido altibajos”, dijo Ma. “Es algo que simplemente sucede, es un poco como resfriarse”.

Pero, señala, el sistema inmunitario de algunas personas puede recuperarse mejor que el de otras. Es lo mismo con las finanzas. Si cree que una recesión podría desestabilizar la suya, aquí hay algunas cosas que puede hacer para prepararse.

CONOCE TUS GASTOS Y HAZ UN PRESUPUESTO

Saber cuánto gastas cada mes es clave. Ma recomienda sentarse y escribir cuánto gasta día a día. Esto le ayudará a ver lo que entra, lo que sale y qué gastos innecesarios podría eliminar.

“Al comprender qué dinero está recibiendo y qué está gastando, es posible que pueda hacer cambios que lo ayuden en tiempos difíciles”, aconseja Money Smart de la Corporación Federal de Seguros de Depósitos, un programa de educación financiera.

Los presupuestos a menudo revelan gastos que se pueden eliminar por completo o gastos impulsivos que se pueden evitar con planificación.

Para obtener orientación sobre la creación de un presupuesto, los cursos gratuitos como "Creación de un presupuesto (y apegarse a él)" de CT Dollars and Sense, una asociación de agencias estatales de Connecticut, y la Calculadora de presupuesto de Nerd Wallet pueden ser buenos lugares para comenzar.

El asesor financiero Daniel Herbruger explica qué es la inflación, cómo nos afecta, y cómo se diferencia de la recesión.

AHORRA CUANTO PUEDAS

Cuantos más gastos no esenciales pueda recortar, más podrás ahorrar.

No es posible para todos, pero Gene Natali, cofundador de Troutwood, una aplicación que ayuda a las personas a crear planes financieros, dice que es ideal presupuestar para ahorrar lo suficiente para cubrir las necesidades básicas durante tres a seis meses.

Programas como America Saves, una campaña sin fines de lucro de Consumer Federation of America, pueden ayudar a crear una hoja de ruta.

Y si tiene una cuenta de ahorros, es importante verificar si su banco le ofrece una buena tasa de interés y comparar precios si no es así, dijo Ma.

Su consejo es estar atento a las tarifas mensuales o los cargos por servicio que podrían consumir sus ahorros. Pero no limites tus opciones. Los bancos en línea a veces ofrecen mejores tasas que las tradicionales.

TELEMUNDO62 habló con expertos acerca de los nuevos datos inflacionarios y cómo es que está afectando a los consumidores. Jaime Becerril nos cuenta.

CONSOLIDA TUS PRÉSTAMOS

A medida que aumentan las tasas de interés, los expertos recomiendan que consolide sus préstamos para tener solo un préstamo de tasa fija y, si puede, pague la mayor cantidad posible de su deuda.

“La seguridad laboral tiende a empeorar cuando llega una recesión, no es un buen momento para acumular deudas”, dijo Ma.

Pero pagar su deuda existente es más fácil decirlo que hacerlo. La guía de asesoramiento al consumidor para salir de la deuda de la Comisión Federal de Comercio puede ayudarlo a hacer un plan.

Con las tasas de interés altas, tampoco es un buen momento para sacar nuevos préstamos para gastos grandes como automóviles, aunque los expertos recomiendan que si necesita bienes duraderos como aspiradoras, estufas o lavavajillas, los compre lo antes posible para evitar futuros aumentos de precios.

Subrayó que una recesión “no es inevitable” y mantuvo la esperanza de darle más confianza al país.

VISITA TIENDAS DE SEGUNDA MANO Y VENTAS DE GARAJE

Allen Galeon, un cuidador en el hogar en California, se ha visto afectado durante meses por el aumento de los precios de los productos básicos del hogar, como comestibles, toallas de papel y gasolina para su viaje.

El jugo de naranja Hi-C favorito de su hijo, que costaba $1.99 por un paquete de seis, ahora cuesta $2.50.

Desde el comienzo de la pandemia, cuando Galeon dejó de cuidar de varias familias y se encargó de un solo cliente para reducir sus riesgos de salud, su hogar ha enfrentado inestabilidad financiera.

Una elección que ha hecho es comprar artículos como ropa o productos electrónicos de segunda mano siempre que sea posible, ya sea en Goodwill, casas de empeño o Craigslist. Y Craigslist le permite buscar por área, para reducir el manejo, lo que significa menos gasolina e inconvenientes.

El centro de la atención era la Reserva Federal de Estados Unidos, que está en apuros para mantener a raya la inflación. Su herramienta principal es el aumento de las tasas de interés a fin de enfriar la economía, pero ello conlleva el riesgo de causar accidentalmente una recesión.

NEGOCIA TUS FACTURAS MENSUALES

Desde la pandemia, muchas empresas han actualizado sus políticas de ayuda y se han vuelto más flexibles con los usuarios, según Kia McCallister-Young, directora de America Saves.

Llamar a los proveedores de servicios mensuales para negociar facturas, ya sean servicios públicos, servicio telefónico, cable, Internet o seguro de automóvil, puede generar ahorros significativos, dijo McCallister-Young. Las personas pueden solicitar la mejor tarifa, cualquier descuento, reembolso o cupón disponible que pueda conducir a una tarifa mensual más baja. Si un proveedor es competitivo con otras empresas, hay aún más posibilidades de obtener un descuento, agregó.

“Si les dices, 'Estoy pensando en cambiarme' o que estás comprando, eso ayuda; si saben que estás considerando irte, te darán la mejor tarifa, y el objetivo en este momento es encontrar tanto flujo de caja como sea posible”, dijo.

Consulte los programas federales, como el Programa de Asistencia de Energía para Hogares de Bajos Ingresos, que ayuda a cubrir las facturas, y Lifeline, que puede ayudar con las facturas telefónicas. Si no está seguro de si califica para algún programa federal o estatal, puede llamar al 211, que lo conectará con un especialista local que podrá ayudarlo.

El mandatario además dice que Rusia debe ser castigado a largo plazo

CAMBIA TUS COMESTIBLES

Comprar comestibles con un plan de comidas, comprar productos genéricos en lugar de productos de marca o comprar al por mayor son algunas de las recomendaciones de la Federación de Consumidores de América.

“Muchas tiendas tienen igualación de precios, por lo que si les muestra que un competidor está vendiendo el mismo producto a un precio más bajo, lo igualarán”, dijo McCallister-Young. “También querrás mirar las tiendas más cercanas a ti, para no gastar el dinero extra que ahorrarías en gasolina”.

Una forma alternativa de ahorrar dinero en comestibles es revisar las aplicaciones para compartir alimentos como Olio, que conecta a las personas de su comunidad para compartir artículos de comestibles adicionales, y Too Good to Go, donde los clientes pueden comprar los excedentes de alimentos de las empresas con un descuento.

Cuando un país entra en recesión la economía de todas las personas se ve afectada. Aquí te contamos sus causas y consecuencias.

MIRA LOS PROGRAMAS DE ASISTENCIA DEL GOBIERNO

Incluso con estas prácticas de ahorro y gasto, el salario de un mes no siempre es suficiente para cubrir gastos importantes. Si esta es su situación, hay programas disponibles en todo el país para ayudarlo.

“A veces simplemente no hay suficiente al final del mes”, dijo Michael Best, abogado del Centro Nacional de Derecho del Consumidor que trabaja en temas de servicios financieros.

Para hacer uso de estos recursos, verifique si califica para el Programa de Asistencia de Alquiler de Emergencia, el Programa de Asistencia de Nutrición Suplementaria, el Programa de Nutrición del Mercado de Agricultores o el Fondo de Asistencia para Propietarios de Vivienda. Todos estos son programas federales coordinados por los gobiernos estatales. Algunos estados ofrecen programas locales adicionales para sus residentes.

BUSCA AYUDA COMUNITARIA

Si experimenta inseguridad alimentaria o de vivienda, busque organizaciones comunitarias o sin fines de lucro a su alrededor. Desde apoyo para la vivienda y bancos de alimentos hasta asistencia con los servicios públicos, las organizaciones sin fines de lucro de todo el país pueden ayudar. Organizaciones nacionales como Feeding America albergan bancos de alimentos en los 50 estados.

“Ya estamos viendo que la comunidad se acerca a nosotros en números abrumadores debido a lo que está sucediendo en el país en términos de estabilidad económica”, dijo Kavita Mehra de Sakhi for South Asian Women, una organización que ayuda a sobrevivientes de violencia doméstica en la ciudad de Nueva York.

Su organización proporciona vivienda, alimentos y asistencia de emergencia en efectivo para las personas de la comunidad. Ella dijo que entre enero y junio, su grupo distribuyó más de $150,000 en asistencia en efectivo de emergencia a los sobrevivientes que tenían más dificultades para mantener las luces encendidas y poner comida en la mesa. Eso es más que todo el año pasado.

Organizaciones de asistencia alimentaria como Ample Harvest, Hunger Free America y Food Rescue US ofrecen mapas que permiten a los usuarios buscar un banco de alimentos cercano escribiendo su código postal.

El informe emitido por el Departamento del Trabajo el jueves revela que la eliminación de empleos se acelera en el marco de lo que es casi con su seguridad una fuerte recesión en Estados Unidos y alrededor del mundo.

CUIDA TU SALUD MENTAL

Entre preocuparse por las facturas y no saber cómo será su futuro financiero, sus niveles de estrés pueden dispararse.

“Es una existencia agitada”, dijo Galeon. “Tienes que gestionar mucho y debes mantener la cabeza fría, por el bien de tu salud mental”.

Debra Kissen, directora clínica de Light On Anxiety CBT Treatment Center, recomienda primero reconocer cuando su cuerpo está estresado. Luego recomienda ejercicios de atención plena como respirar, tocar una pared para calmarse y completar el ejercicio de los "cinco sentidos para aliviar la ansiedad".

La mayoría de los seguros de salud cubren algún tipo de asistencia de salud mental. Si no tiene seguro médico, puede buscar terapeutas de escala móvil en todo el país, incluso a través de FindTreatment.gov y el directorio de la Asociación Estadounidense de Ansiedad y Depresión.

Contáctanos