La Cámara Baja no logra los votos necesarios para la expulsión del representante George Santos

Según reporta NBC News, el conteo final de votos fue 179 a favor de la expulsión, 213 en contra y 19 votos presentes.

Telemundo

WASHINGTON – La Cámara de Representantes no logró este miércoles los votos necesarios para expulsar al representante George Santos, el asediado republicano de Nueva York que admitió haber mentido sobre sus antecedentes y que ha sido acusado de fraude federal.

Según reporta NBC News, el conteo final de votos fue 179 a favor de la expulsión, 213 en contra y 19 votos presentes.

Para remover a Santos, la resolución, respaldada por sus compañeros republicanos de Nueva York, necesitaba el apoyo de al menos dos tercios de los legisladores votantes.

Santos había pedido paciencia a sus colegas y publicó en X, antes conocido como Twitter, que “tengo derecho al debido proceso” en los tribunales. Se declaró no culpable de una acusación federal sustitutiva en su contra el viernes y no está previsto que sea juzgado hasta septiembre de 2024.

LOS REPRESENTANTES REPUBLICANOS DE NY APOYAN QUE SEA RETIRADO

La resolución que sostenía que Santos “no es apto para servir” en el Congreso fue presentada en la Cámara la semana pasada por el representante Anthony D’Esposito, republicano por Nueva York.

Antes de la votación, D'Esposito y otros cuatro republicanos de Nueva York (los representantes Nick LaLota, Marc Molinaro, Brandon Williams y Mike Lawler) enviaron una carta el miércoles por la mañana a sus colegas instándolos a respaldar la resolución.

“Como miembros republicanos de la delegación de Nueva York, apoyamos plenamente la expulsión de Santos y pedimos a todos nuestros colegas que se unan a nosotros para votar sí”, escribieron los republicanos de Nueva York.

Los cinco legisladores también abordaron varias preocupaciones de sus colegas sobre la expulsión de Santos. En respuesta a los gritos de "Dejemos que los votantes decidan", los republicanos de Nueva York dijeron que a los votantes se les "robó" esa oportunidad cuando fueron "engañados" para que votaran por un estafador acusado. Y a aquellos preocupados por poner en riesgo la ya escasa mayoría del Partido Republicano, los legisladores dijeron: "Esta cuestión no es política, sino moral".

La resolución hacía referencia a los cargos penales pendientes contra Santos y su “historial de tergiversar sus conexiones y las de su familia con eventos importantes, incluido el Holocausto, los ataques terroristas del 11 de septiembre y el tiroteo en el club nocturno Pulse”.

LaLota coincidió en que había llegado el momento de que Santos se fuera. "Necesitamos limpiar el desastre de Santos para Long Island, Nueva York y la Cámara de Representantes", dijo LaLota.

Sólo cinco miembros de la Cámara han sido expulsados en la historia, tres de ellos por luchar para la Confederación durante la Guerra Civil. El más reciente fue el representante James Traficant, demócrata por Ohio, quien fue expulsado por votación casi unánime en 2002 después de haber sido declarado culpable de soborno federal, fraude y otros cargos.

LOS PROBLEMAS DE SANTOS

Santos ha estado bajo escrutinio por mentir a sus electores desde su elección después de que el New York Times informara que gran parte de su biografía de campaña era falsa. Siguieron otras historias, incluida una que desacreditaba su afirmación ante un grupo judío de que era judío.

En una entrevista con Piers Morgan, Santos insistió en que nunca afirmó ser judío, a pesar de que un video mostraba que así era, y había dicho que era “judío” como “un favor al partido”.

Siguieron acusaciones más graves. En mayo fue acusado formalmente de siete cargos de fraude electrónico, tres cargos de lavado de dinero, un cargo de robo de fondos públicos y dos cargos de hacer declaraciones materialmente falsas al Congreso en formularios de campaña.

El mes pasado fue acusado de 10 cargos adicionales, incluyendo conspiración para cometer delitos contra los Estados Unidos, fraude electrónico, hacer declaraciones materialmente falsas a la Comisión Federal Electoral, falsificación de registros presentados para obstruir a la FEC, robo de identidad agravado y fraude de dispositivos.

Se ha declarado no culpable de todos los cargos que se le imputan y, según él, forman parte de una "caza de brujas" políticamente motivada en su contra.

Para ver la historia original en NBC News, haz clic aquí.

Contáctanos