Pocas probabilidades de huracanes

LA HABANA - Cuba prevé este año una temporada de ciclones "normal" o "poco activa" y con cerca de un 30 por ciento de probabilidades de recibir el azote de un huracán. El jefe del Centro de Pronósticos del Instituto de Meteorología (INSMET) de la isla, José Rubiera, hizo esa previsión a las puertas de la temporada que se abrirá oficialmente el próximo 1 de junio y se extenderá hasta el 30 de noviembre, según declaró este lunes a la estatal Agencia de Información Nacional (AIN). Pero el especialista advirtió a los cubanos que no deben confiarse con un pronóstico reducido de enfrentarse a una eventual situación climatológica durante esa etapa. En ese sentido alertó sobre la necesidad de "estar preparados" para enfrentar alguna tormenta tropical, ciclón o huracán durante los seis meses que marcan la posibilidad de su formación en las aguas cálidas del océano Atlántico. "De hecho, uno solo de esos fenómenos puede causar más daños que la ocurrencia de varios", recalcó Rubiera. Además insistió en que deben seguir "al pie de la letra" los boletines sobre el estado del tiempo y los avisos del INSMET, así como las orientaciones del Estado Mayor Nacional de la Defensa Civil. De acuerdo a los análisis de los meteorólogos de la isla caribeña, una nueva aparición del evento ENOS (El Niño, Oscilación del Sur), es un elemento que provoca el calentamiento de las aguas en la zona ecuatorial del océano Pacífico central y oriental, y por consiguiente temporadas de ciclones menos activas. Los últimos días la región central de Cuba recibió el azote de un temporal de intensas y persistentes lluvias que dejó dos personas fallecidas, más de 7,000 evacuados, daños a la agricultura, viales, interrupciones del servicio eléctrico, comunidades incomunicadas y más de 1,156 derrumbes parciales y totales en viviendas.

Contáctanos