2º francés en decapitaciones de ISIS

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Preparativos para una tormenta: Una guía para su familia y su hogar
    Getty Images
    Francois Hollande.

    PARÍS - El presidente de Francia dijo el miércoles que se ha identificado a un segundo ciudadano galo en el video que muestra la decapitación de un trabajador humanitario estadounidense y las muertes de soldados sirios, pidiendo que se vigile "cómo pueden ser adoctrinados estos jóvenes". Hablando en Canberra, Australia, el presidente François Hollande añadió que los papeles de los dos hombres todavía no se habían determinado con exactitud. "Todo lo que podemos decir por ahora es que hay dos ciudadanos franceses que han sido identificados", dijo Hollande. Funcionarios del gobierno identificaron el lunes a Maxime Hauchard, de 22 años, entre los insurgentes del grupo Estado Islámico que aparecen en el video que anuncia la muerte del trabajador humanitario Peter Kassig. Agnes Thibault-Lecuivre, de la fiscalía de París, dijo que había una "fuerte suposición" de que Michael Dos Santos, un joven de 22 años de un suburbio de París que como Hauchard partió a Siria en agosto de 2013, estaba entre los que empuñaban cuchillos en la grabación. Los yihadistas europeos han tomado un papel cada vez más visible en la propaganda del grupo Estado Islámico, mientras los insurgentes tratan de mostrar un perfil global. Francia es una importante fuente de combatientes extranjeros para los grupos extremistas que luchan en Irak y Siria, con cientos desplazándose a la zona y unos 1,100 bajo vigilancia, dijeron funcionarios esta semana.

    Funcionarios occidentales temen que un insurgente islamista con pasaporte europeo pueda volver de zonas de conflicto con habilidades peligrosas pudiendo viajar a más de dos docenas de países sin ser detectado. Se cree que hay más de 2,0000 europeos entre los 15,000 combatientes foráneos estimados que se han unido a la lucha, la mayoría en las filas de Estado Islámico, según varias previsiones de gobiernos y analistas. El grupo Estado Islámico ha declarado un califato en las zonas que controla en Siria e Irak, que gobierna según su violenta interpretación de la ley sharia.