Lo anotaron “presente” en la escuela, pero ya estaba muerto