La guerra de nunca acabar, ¿llega a su fin?