Juegos Olímpicos de Tokyo 2020

Increíble: se cayó y quedó última, pero remontó para ganar la prueba en Tokyo 2020

Sifan Hassan rodó por los suelos.

Telemundo

Tokio.- Por si no fuera ya peliagudo el reto que la representante de Países Bajos, Sifan Hassan, se ha planteado en los Juegos de Tokio (ganar los títulos olímpicos de 1,500; 5,000 y 10,000 metros), una caída en las series de 1,500 ha venido a complicar todavía más el desafío.

Hassan afrontaba este lunes una doble tarea. Por la mañana, superar la primera ronda de 1,500. Objetivo conseguido, pese al contratiempo. Doce horas después, la final de 5,000 metros.

Mantente al tanto de todas las noticias de actualidad y de lo último que ocurre en nuestra comunidad descargando la aplicación de Telemundo 51 para iOS o Android.

La neerlandesa corría la segunda serie de 1,500 cuando, en el tumulto que se produjo al toque de campana, con todas las participantes luchando por los seis primeros puestos que daban acceso directo a semifinales, Sifan Hassan rodó por los suelos.

La favorita tuvo que esprintar a lo largo de todo el último giro, que recorrió en 61 segundos para alcanzar al grupo. Lo consiguió sin dificultad e incluso ganó la serie con un tiempo de 4:05.17. Esta misma tarde, al final del programa, le espera la final de 5,000.

Más tarde, Hassan conquistó en 5.000 metros la primera medalla de oro de las tres que persigue en los Juegos Olímpicos de Tokio con un cambio ganador en la última vuelta que le permitió cruzar la meta con 15 metros de ventaja sobre la keniana Hellen Obiri. Hassan se impuso con 14:36.79, seguida de Obiri (14:38.36) y de la primera etíope, Gudaf Tsegay (14:38.87).

Después de ganar los títulos mundiales de 1,500 y 10000 hace dos años en Doha, la neerlandesa elevó un grado más su ambición. Quiere conseguir en Tokio un triplete olímpico inédito, aunque para ello tenga que hacer seis carreras en nueve días.

La primera final, la de 5,000, se le complicó aún más porque sólo doce horas antes tuvo que correr las series de 1.500 y en la segunda sufrió una caída al toque de campana que la obligó a sostener un esprint de 400 metros para alcanzar al grupo y terminar venciendo.

Un gasto imprevisto que no pareció pasarle factura en la final de 5,000 frente a rivales de mucho fuste como Obiri, Tsegay, Ejgayehu Taye, Senbere Teferi y Agnes Tirop que están entre las diez más rápidas de la historia.

El italiano Lamont Marcell Jacobs, nuevo campeón olímpico en 100 metros, casi se inclina por la naranja y es fanático de la F1.

La japonesa Hironaka hizo el primer gasto. Se fue unos metros por delante tras cubrir el primer mil en 3:00.67. La armada africana tomó el mando a falta de 9 vueltas por medio de Obiri, a cuya estela se pegó Tsegay.

Mediada la carrera Obiri metió una marcha más que fue sacudiendo el árbol y alternó con Taye en la punta. Sifan Hassan continuaba arropada en el grupo a la altura del décimo lugar y sólo progresó cuando vio el 3 en el marcador de vueltas que faltan para quedarse en el corte de siete en el 800.

La favorita se puso al frente a 250 metros del final y su cambio sólo pudo seguirlo, a duras penas, Obiri, pero la neerlandesa voló en la recta en busca de su primer oro. Casi dos segundos después arribó Obiri, y Tsegay, que llegaba con la mejor marca mundial del año (14:13.32), llegó tercera.

Hassan tendrá ahora un día de descanso antes de correr, el 4 de agosto, las semifinales de 1,500. Debutó el pasado viernes en la primera ronda de 5,000; este lunes corrió en primera ronda de 1,500 y por la tarde lo ha hecho en la final de 5,000; el miércoles 4 estará en semifinales de 1,500; el viernes 6 correría la final de 1,500 si se clasifica, y el sábado 7 partirá en la final directa de 10,000.

La fondista, que llegó a Países Bajos con 15 años en calidad de refugiada procedente de Etiopía, tiene cuatro récords mundiales en distancias comprendidas entre la milla y los 10,000 metros: milla (4:12.33), 5 km en ruta (14:44), 10,000 (29:06.82) y la hora (18.930 metros). También posee los récords de Europa de 1,500 (3:51.95), 3,000 (8:18.49), 5,000 (14:22.12) y medio maratón (1h05:15).

La atleta venezolana tuvo un registro de 15.67 metros en su último intento y fue suficiente para dejar atrás a sus rivales y batir una marca de hace casi 26 años.
Contáctanos