Destruyen casa donde crecía la marihuana