Oreos, ¿adicción o glotonería?

Un experimento encontró que las galletas Oreos son igual o más adictivas que las drogas.

Oreos, ¿adicción o glotonería?
Crédito: Getty Images
Por TELEMUNDO 39 2 de agosto de 2014

¿Alguna vez te ha pasado que no puedes dejar de comer galletas Oreos y en menos de lo que piensas ya te acabaste el paquete?... si tu respuesta fue si, pon mucha atención, porque unos investigadores podrían haber encontrado la solución a tus problemas.


Las galletas Oreos son tan adictivas como la cocaína, al menos para las ratas de laboratorio, según los reportes de un estudio realizado por estudiantes de una universidad de Connecticut y su profesor de neurociencia.


Al igual que los humanos, a las ratas les gusta empezar con la parte cremosa de en medio, en lugar de las galletas, según el estudio.


El propósito del experimento era observar el nivel de adicción de los alimentos altos en grasa y azúcar.


El profesor Joseph Schroeder y sus estudiantes, encontraron que las galletas activan más neuronas en la parte del cerebro llamada “centro del placer”, que las drogas como la cocaína y la morfina.


“Nuestra investigación apoya la teoría que los alimentos altos en grasa, altos en contenido de azúcar, estimulan al cerebro de la misma manera que las drogas” dijo Schroeder. “Esto podría explicar por qué algunas personas no se pueden resistir a estos alimentos a pesar de que ellos saben que son malos”.


La investigación demostró que las ratas pasaron igual de tiempo tratando de comer las galletas Oreos que las que tenían cocaína o morfina. También demostró que las galletas activan significativamente más neuronas que dichas drogas.


Schroeder y sus estudiantes decidieron hacer el experimento con las Oreos porque querían encontrar una comida que es sumamente apetitosa para los humanos y que contribuye a la obesidad, de la misma manera que la cocaína es atractiva para los drogadictos y adictivo para los humanos, de acuerdo a la universidad de Connecticut College.



Cortesía de Conneticut College.