Ferguson: ex policía libre de cargos federales

Ferguson: ex policía libre de cargos federales

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    WASHINGTON - El Departamento de Justicia de Estados Unidos no juzgará a Darren Wilson, ex oficial de policía de Ferguson, Misuri, que mató de un disparo a un joven negro de 18 años.

    Sin embargo, un informe emitido este miércoles critica a la ciudad y a sus autoridades por prejuicios raciales.

    Funcionarios federales concluyeron que no hay pruebas para contradecir el testimonio del ex oficial Darren Wilson de que temió por su seguridad, ni hay evidencia confiable de que Michael Brown tuviera sus manos arriba cuando le disparó.

    La decisión sobre el incidente del 9 de agosto se esperaba, en parte debido al elevado nivel jurídico requerido para un juicio federal sobre derechos civiles.

    Wilson, quien afirmó que Brown le pegó en la cara y buscó su pistola durante un forcejeo, también quedó libre de acusación ante un gran jurado de Misuri en noviembre, despuéde de lo cual renunció.

    El informe indica que los negros en Ferguson son desproporcionadamente sujetos a excesiva fuerza policial, paradas de tráfico sin fundamento y citas por infracciones tan insignificantes como caminar en medio de la calle.

    Ahora la atención se vuelca a Ferguson, mientras la ciudad enfrenta el asunto de reparar los prejuicios raciales que según el gobierno federal están profundamente arraigados en el Departamento de Policía, la Corte y la cárcel.

    [Tema relacionado: Informe expone racismo de policía en Ferguson]

    Similares investigaciones federales de atribulados departamentos de policía han conducido al nombramiento de monitores independientes y reestructuraciones de las prácticas policiales más fundamentales.

    El Departamento de Justicia se reserva el derecho de demandar a un departamento de policía si los oficiales se niegan a hacer cambios, aunque muchas investigaciones resuelven el asunto con una negociación de ambas partes sobre un proyecto para el cambio, conocido como un decreto de consentimiento.

    "Es evidente que se viene un cambio. Eso es estimulante", expresó John Gaskin III, activista comunitario de St. Louis. "Es tan desafortunado que Michael Brown tuviera que morir, pero a pesar de eso, siento que vendrá la justicia".

    [Tema relacionado: Agente de Ferguson dice que nunca quiso matar]

    Otros dicen que los hallazgos del gobierno federal confirman lo que han sabido durante mucho tiempo y podrían conducir a un cambio en el liderazgo del departamento de policía.

    La muerte de Brown detonó varias semanas de protestas e inició un diálogo nacional sobre el uso de la fuerza por parre de la policía y sus relaciones con las minorías.

    [Tema relacionado: policía balea mortalmente a indigente]