Ted Cruz anunciará candidatura a presidencia

Ted Cruz anunciará candidatura a presidencia

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    GETTY

    WASHINGTON - El senador por Texas Ted Cruz anunciará el lunes formalmente sus planes de buscar la candidatura republicana a la presidencia de Estados Unidos, con lo que será el primer precandidato de alto perfil en lanzar formalmente una campaña en busca de la Casa Blanca en las elecciones de 2016.

    Cruz, de 44 años de edad y de ascendencia cubana, ha insinuado abiertamente sus intenciones de buscar la presidencia durante meses, pero su intención de incorporarse a la competencia fue confirmada por un estratega del senador republicano, que habló con The Associated Press a condición de no ser identificado, ya que no se ha hecho el anuncio formal.

    Aunque Cruz hará su anuncio formal el lunes, se espera que otros colegas de su partido ingresen a la competencia por la candidatura presidencial en las próximas semanas, entre ellos el ex gobernador de Florida Jeb Bush, el gobernador de Wisconsin Scott Walker y dos colegas de Cruz en el Senado: Marco Rubio, por Florida, y Rand Paul, por Kentucky.

    [Tema relacionado: Convención Republicana será en julio de 2016]

    Ted Cruz se postulará a la presidencia

    Ted Cruz se postulará a la presidencia
    El senador por Texas, miembro del Tea Party, anunciará este lunes su pretensión. El gobernador de California, Jerry Brown, dijo que "no está capacitado" para ser presidente. (Publicado domingo 22 de marzo de 2015)

    Los planes de Cruz de lanzarse oficialmente el lunes fueron revelados por primera vez por el diario The Houston Chronicle.

    Cruz tiene muchos seguidores entre la base de votantes conservadores del Partido Republicano. Después de incorporarse al Senado federal en 2013, Cruz se colocó como un conservador intransigente dispuesto a enfrentarse tanto con demócratas como con republicanos por igual.

    Criticado por sus compañeros de partido, se ganó los elogios de simpatizantes del movimiento conservador Tea Party por haber encabezado una campaña de los republicanos para causar el cierre parcial del gobierno, en un intento infructuoso por bloquear el financiamiento para la ley de salud propuesta por el presidente Barack Obama.

    Cuando era estudiante en Princeton, Cruz se ganó la reputación de ser uno de los mejores polemistas universitarios y no ha dejado de ser uno de los principales impugnadores de esa ley. También promete abolir el Servicio de Rentas Internas (Internal Revenue Service), eliminar el Departamento de Educación y limitar la influencia de las agencias regulatorias federales.

    [Tema relacionado: Cruz: "Es temprano para hablar del 2016"]

    En las últimas semanas, Cruz no ha dejado dudas acerca de sus intenciones para 2016. Hizo su primer viaje a Nueva Hampshire a principios de este mes para preparar el inicio de su campaña presidencial y ya ha intensificado su acercamiento con simpatizantes del partido y donantes.

    Durante una gira a Nueva Hampshire, indicó a los votantes que su hija Caroline ya le dio permiso para entrar a la competencia por la presidencia y que espera que su perro pueda juguetear en los jardines de la Casa Blanca en lugar de hacerlo cerca de su condominio de lujo en Houston.

    "Si ganas, 'Copo de nieve' por fin tendrá un patio para hacer sus necesidades", dijo la menor, según el relato de Cruz.

    El senador tiene preparado el lanzamiento de un libro a mediados de año en el que abordará los temas de su campaña por la Casa Blanca.

    En una entrevista reciente con The Associated Press, Cruz dijo que quiere contrarrestar las "caricaturas" que reflejan a la derecha como "estúpida", "maligna" o "loca".

    "La imagen creada por los principales medios de comunicación no concuerda con los hechos", afirmó.

    Aunque nació en Canadá, dos abogados que han representado a presidentes de ambos partidos en la Corte Suprema escribieron recientemente en la publicación especializada Harvard Law Review que Cruz reúne los requisitos para ser candidato.

    Cruz mantendría su escaño en el Senado hasta principios de 2019 en caso de que no conquiste la presidencia.