Secretaria de Comercio de EEUU visita Cuba

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    La secretaria de Comercio de EEUU, Penny Pritzker.

    La secretaria de Comercio de EEUU, Penny Pritzker, inició  su primer viaje oficial a Cuba, en pleno proceso para normalizar relaciones entre los dos países, con una visita a la Zona Especial de Desarrollo del Mariel (ZEDM), el proyecto estrella de la isla para atraer inversión extranjera.

    La agenda de la secretaria de Comercio estadounidense comenzó con un recorrido por la ZEDM, un proyecto todavía en construcción de un puerto mercante y un gran centro empresarial, con el que se pretende impulsar la economía nacional, generar exportaciones, captar inversión foránea y generar empleo, bajo condiciones fiscales y laborales ventajosas para las empresas extranjeras.

    El director general de la terminal de contenedores de la ZEDM, Charles Baker, acompañó a Pritzker en su recorrido por la zona, único lugar en la isla comunista donde se podrán instalar empresas extranjeras sin asociarse con compañías cubanas estatales, que en el resto de los casos siempre ostentan al menos el 51 % del capital.

    Pritzker aterrizó hoy en La Habana tan sólo dos semanas después de que el Gobierno de EEUU adoptara nuevas medidas que alivian el embargo económico sobre la isla, al ampliar a sus ciudadanos las facilidades para viajar, hacer negocios, enviar remesas y prestar servicios de telecomunicaciones en Cuba
    Esas medidas profundizaron la flexibilización de restricciones adoptada el pasado enero, como parte de los acuerdos anunciados el pasado 17 de diciembre para restablecer relaciones diplomáticas.

    Pritzker es el segundo miembro del gabinete ministerial del presidente Barack Obama que viaja a la isla desde el 17 de diciembre; después del realizado en agosto por el secretario de Estado, John Kerry, para la ceremonia de la reapertura de la embajada estadounidense en La Habana.

    La secretaria de Comercio participará mañana en un encuentro entre funcionarios de los departamentos de Tesoro, Comercio y Estado norteamericanos y representantes de varios ministerios y empresas cubanas, con el propósito de intercambiar sobre el alcance y las limitaciones de las medidas adoptadas por el Gobierno de Obama durante este año para aliviar el embargo sobre la isla.

    Aunque en la isla se considera que estas medidas son pasos en la dirección correcta, medios oficiales recuerdan hoy que todavía no modifican los "aspectos medulares" del "bloqueo", ya que se mantiene la prohibición del uso del dólar en las transacciones financieras de Cuba o que el Gobierno de la isla tenga que pagar en efectivo y por adelantado sus compras a EEUU.

    La agenda de la secretaria continuará mañana con encuentros privados por separado con miembros del Gobierno de Raúl Castro, como el ministro de Comercio Exterior e Inversión Extranjera, Rodrigo Malmierca; con el canciller de la isla, Bruno Rodríguez; y con el vicepresidente del Consejo de Ministros, Ricardo Cabrisas.

    Recientemente, en declaraciones a la prensa oficial de la isla, la directora general de la Oficina de la ZEDM, Ana Teresa Igarza, animó a empresas estadounidenses a interesarse por las posibilidades de esa zona a pesar de que las leyes de su país todavía impiden invertir directamente en la isla.

    El proyecto del Mariel y la Ley de Inversión Extrajera, aprobada en la isla en marzo de 2014, son dos de los instrumentos emprendidos por Cuba para relanzar su debilitada economía y captar los 2.500 millones de dólares anuales que necesita la isla para que su economía sea sostenible.

    Hasta el momento están aprobadas en el Mariel inversiones de siete empresas, de ellas cinco extranjeras: dos belgas, dos mexicanas y una española.

    En la Zona Especial del Mariel se trabaja actualmente en la captación de inversiones, la creación de infraestructura, como las carreteras y vías férreas que conectan con el puerto.