Los criminales de antes eran elegantes

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Los criminales suelen ser gente de poco cerebro. Personas mal vestidas, bruscas y hoscas.

    Pero no siempre fue así.

    Muestra de ello es esta magnífica colección de fotos que el Sydney Living Museum de Australia rescató del pasado.

    Sus protagonistas son delincuentes. Algunos de ellos han matado. En sus miradas se ve la perfidia. En sus rostros se dibuja la altanería propia de los hampones de toda época.

    Ahora bien, estas fotos son también muestra de que los delincuentes de antaño cuidaban su aparencia, al contrario de lo que ocurre hoy en día, cuando lo normal es robar gasolineras con las alpargatas puestas.

     

    Véase como prueba del cambio esta colección de fotos policiales tomadas entre las décadas de 1920 y 1960.

    En este video se explica (en inglés) cómo tuvo lugar el descubrimiento y optimización de estos fantásticos retratos.

     

     

    Muchos de estos sujetos, al igual que los de ahora, tienen caras malvadas, miradas asesinas y gestos que dan miedo. Pero también llevan corbatas, usan traje y se tapan la cabeza con elegantes sombreros.

    Esta disparidad entre el delincuente de entonces y el delincuente de ahora no es sino un reflejo más de cómo han ido transformándose nuestras sociedades. En nuestro mundo ya no se respetan ni la elegancia ni los buenos modos. Más bien se envidían y se desprecian. 

    A partir de este punto ya sobran las palabras. Invitamos al lector a estudiar estas fotos, cedidas por el Sydney Living Museum.

      
    MINI PANDILLA: Poco se sabe de Eddie McMillan, John Frederick 'Chow' Hayes y Thomas Esmond Bollard, excepto que no quedaron muy contentos tras su arresto en Sidney en noviembre de 1930.

    Para ver el resto de la colección  haz click aquí.

      
    ASESINA: Dorothy Mort usó una pistola para matar a su novio, el doctor Claude Tozier, cuando éste fue a visitarla para romper con ella el 21 de diciembre de 1920. Mort tenía 32 años cuando cometió el homicidio.

     Para ver el resto de la colección  haz click aquí.


      

    LE GUSTABAN LAS JOYAS: Jean Wilson allanaba casas en la ciudad de Sidney para sustraer joyas y otros objetos valiosos que luego empeñaba. Esta foto fue tomada en 1924 después de su arresto por hurto en el lugar donde trabajaba.

    Para ver el resto de la colección  haz click aquí.


    LA VIDA DURA DEL CRIMEN: Esta mujer, llamada Alice Fisher, tenía 41 años cuando en 1919 le tomaron esta foto en la cárcel, donde cumplía sentencia de ocho meses por hurto.

     Para ver el resto de la colección  haz click aquí.

     
    ACUSADA SIN PRUEBAS: Ellen "Nellie" Kreigher, una mujer conocida por la policía, fue detenida en 1923 por asesinato junto con otras tres personas. Pero posteriormente un juez determinó que no había pruebas fehacientes contra ella y quedó liberada. Este fue un caso muy sonado en Australia, conocido como el ¨misterio de los huesos¨.

    Para ver el resto de la colección  haz click aquí.

    TRIO DE HAMPONES: En esta imagen, tomada entre 1910 y 1920, aparecen "Silent Tom" Richards y a T. Ross alias "Walton". Se desconoce la identidad del tercer protagonista, al igual que el crimen que cometieron.

    Para ver el resto de la colección  haz click aquí.

    CRIMINAL EMPEDERNIDO: Herbert Ellis fue detenido en numerosas ocasiones por diversos delitos en las décadas de 1910, 1920 y 1930. Su especialidad era el robo. Según la policía de New South Wales, Ellis "rara vez comete crímenes en compañía de otros. Más bien, como buen villano que es, convence a otros delincuentes para que roben y luego él vende los objetos sustraídos". Su apodo criminal era "Deafy" ya que era medio sordo.

    Para ver el resto de la colección  haz click aquí.

     
     
    ABORTISTA: Vera Chrichton, a sus 23 años, ya era una experimentada abortista cuando fue detenida por la policía de New South Wales junto con otras personas que colaboraban con ella. La foto fue tomada en 1924.

    Para ver el resto de la colección  haz click aquí.

    ¿CRIMINAL O VAMPIRO? No se sabe exactamente cuál era la especialidad criminal de William Munro, pero tal vez podria haberle ido mejor en Hollywood haciendo películas de vampiros con Bela Lugosi. La foto fue tomada en 1929.

     
    Estas fotos han sido tomadas con permiso del New South Wales Police Forensic Photography Archive, Justice & Police Museum, Sydney Living Museum.

    Aquellos interesados en reproducir estas imágenes deben contactar a la entidad a través del email copyright@sydneylivingmuseums.com.au.