Cuba está lista para recibir al Papa

Cuba está lista para recibir al Papa

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    EFE

    LA HABANA - En Cuba todo está listo para recibir el sábado a Francisco, el tercer Papa que visita el país, un viaje cargado de simbolismo por el papel que la diplomacia vaticana desempeñó en la reconciliación con Estados Unidos, que levantó el viernes más sanciones contra la isla que relajan el embargo.

    El Papa aterrizará en La Habana el sábado para iniciar un viaje de cuatro días por el país que lo llevará también a las ciudades de Holguín y Santiago de Cuba, desde donde partirá para Estados Unidos, segunda parada de una gira por los dos países que contribuyó a acercar durante 18 meses de negociaciones secretas para poner fin a medio siglo de enemistad.

    Los preparativos para dar la bienvenida al Sumo Pontífice en la capital cubana ya están casi terminados: en las calles por las que pasará el papa-móvil se han arreglado los baches, se han pintado fachadas de las casas más deterioradas y se han decorado con banderas de Cuba y del Vaticano y con carteles que saludan su llegada.

    Video: Cuba está lista para recibir al Papa

    Video: Cuba está lista para recibir al Papa
    El Papa aterrizará en La Habana el sábado para iniciar un viaje de cuatro días por el país que lo llevará también a las ciudades de Holguín y Santiago de Cuba. (Publicado sábado 19 de septiembre de 2015)

    "Hay mucha seguridad. Se están viendo muchos cambios con las labores de reconstrucción, organización, limpieza y pintura. Eso es bueno para todos porque se están arreglando las calles más deterioradas", señaló Daniel Rodríguez, un joven de 24 años que vive en La Habana Vieja, casco histórico de la capital cubana donde Francisco desarrollará parte de su agenda del domingo.

    La otra cara de esas mejoras son las críticas que expresó el viernes la disidente Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional (CCDHRN), que acusó al gobierno de llevar a cabo una "limpieza social" con el internamiento de miles de mendigos y personas sin hogar.

    Según esta organización liderada por el disidente Elizardo Sánchez, el objetivo es poner a "mendigos, harapientos, enfermos mentales y otros desamparados deambulantes, en su mayoría ancianos fuera de la vista de peregrinos, periodistas extranjeros y otros visitantes que estarán en Cuba estos días".

    Más allá de los arreglos en La Habana, en la emblemática Plaza de la Revolución, donde oficiará una misa multitudinaria el domingo flanqueado por la efigie del guerrillero Ernesto "Che" Guevara y el monumento al prócer independentista José Martí, ya está terminado el altar, con la cruz y el cristo ya colocados, e instaladas 3,500 sillas para los invitados al evento.

    La Catedral de La Habana ya no tiene el enorme andamio que la tapó durante semanas para limpiar su fachada, al igual que en el centro cultural Félix Varela, ya listo para que el Papa pronuncie un discurso ante la juventud cubana.

    Un día antes de su llegada, se empiezan a ver en La Habana movimientos de seguridad, cierres de calles y reuniones de vecinos en las que se informa a los habaneros sobre los medios de transporte a su disposición para acudir a los actos del Sumo Pontífice.