Respetan opinión del Papa

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    LA HABANA - El Gobierno de Cuba acogió este viernes con "respeto" las opiniones de Benedicto XVI sobre la ideología marxista, que según el pontífice ya no responde a la realidad, y valoró como "útil" el intercambio de ideas. "Respetamos todas las opiniones, consideramos útil el intercambio de ideas", afirmó en una conferencia de prensa en La Habana el ministro de Relaciones Exteriores cubano, Bruno Rodríguez, al ser preguntado por las declaraciones que hizo Joseph Ratzinger a bordo del avión papal al emprender su viaje a México y Cuba. Según el canciller, el "proyecto social" de Cuba es "democrático" y "genuino" y se encuentra al mismo tiempo "en constante perfeccionamiento" Rodríguez destacó las "hondas" convicciones que el pueblo cubano ha desarrollado tras más de un siglo de lucha por la independencia y por la abolición de la esclavitud y tras cincuenta años de bloqueo por parte de Estados Unidos. Recordó que el papa Juan Pablo II en su visita hace catorce años a la isla condenó por "injustas y éticamente inaceptables" esas medidas económicas impuestas desde fuera. El canciller compareció este viernes ante medios nacionales y extranjeros al inaugurar los centros de prensa que se han abierto en La Habana y Santiago de Cuba para la cobertura de la visita del papa Benedicto XVI, quien llegará a Cuba el 26 de marzo. Rodríguez aseguró que los cubanos, creyentes y no creyentes, aguardan con "afecto y respeto" al papa, que encontrará un pueblo "orgulloso de su cultura y sus convicciones", "instruido", "comunicativo", "hospitalario" y que escuchará a Benedicto XVI con "profundo civismo". El canciller advirtió de que "fracasarán" quienes pretendan "obstaculizar esta visita apostólica con manipulaciones políticas", en alusión a las tensiones de las últimas semanas con disidentes y a las críticas de grupos del exilio cubano en torno al viaje papal. Según dijo, el Gobierno cubano se ha esforzado por hacer de la visita de Benedicto XVI "un acontecimiento memorable y un éxito pleno", al tiempo que resaltó el trabajo "fluido y armonioso" con la Iglesia Católica para preparar el viaje papal. Sobre el estado de las relaciones con la Santa Sede, las calificó de "muy favorables" y añadió que desde la visita de Juan Pablo II se han evidenciado las "numerosas coincidencias" entre el "proyecto social cubano" y los "sentimientos cristianos". Como ejemplo citó la búsqueda de un orden internacional nuevo y equitativo, la globalización de la solidaridad, el ejercicio de los derechos humanos para todas las personas o la defensa de una cultura basada en el respeto y la diversidad. Bruno Rodríguez también aprovechó para destacar que en Cuba existe "plena libertad religiosa" y que su Estado mantiene positivas relaciones con los diversos cultos existentes en la isla. Benedicto XVI llegará este viernes a la ciudad mexicana de León, primera etapa de su segunda visita a América Latina, que le lleva a México y Cuba. El pontífice llegará a la isla el lunes 26 de marzo, donde será recibido por el presidente Raúl Castro en el aeropuerto de Santiago de Cuba, la segunda ciudad del país, donde ese mismo día oficiará su primera misa al aire libre. Tras visitar el martes 27 el santuario de la Virgen de la Caridad del Cobre, patrona de Cuba, también en Santiago, el papa volará a La Habana donde esa jornada se reunirá con Raúl Castro en el Palacio de la Revolución. El día 28, Benedicto XVI oficiará en la emblemática Plaza de la Revolución de la capital cubana otra misa y por la tarde emprenderá viaje de regreso a Roma.