Mejora la salud de policía baleado

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    MIAMI - Un detective de Miami-Dade se recupera satisfactoriamente tras ser baleado durante un tiroteo el martes que dejó a un sospechoso muerto. El detective John Saavedra, de 34 años, fue sometido cirugía el martes por la noche. Según las autoridades, el tiroteo se produjo cuando integrantes de la Unidad de Narcóticos de Miami-Dade fueron a investigar junto con agentes federales una casa donde se suponía había un laboratorio hidropónico de marihuana. Cuando se acercaron a la vivienda, situada en el bloque 6000 de SW 22nd Street, un hombre estaba justo fuera de la casa y otro sospechoso salió de un auto cercano disparando contra ellos, relató la policía. De acuerdo al reporte policial, los agentes dispararon y mataron al sospechoso que estaba en el auto. Saavedra fue trasladado al Centro de Trauma Ryder del Jackson Memorial Hospital, donde fue operado la noche del martes. El sospechoso fallecido ha sido identificado como Gerardo Delgado, de 56 años de edad. El detective recibió varios disparos en el abdomen, y se encuentra en condición estable, declaró el portavoz del Departamento de Policía de Miami-Dade, Roy Rutland. Saavedra “estaba consciente y hablando con miembros de la familia. Charló con su esposa por teléfono, y tuvimos la oportunidad de conversar brevemente con él. Así que parecía estable", aseguró Rutland. El hijo de Delgado, que también se llama Gerardo, habló con Telemundo 51 y dijo que su padre "era un buen hombre". Añadió que su padre no hizo sino defender la propiedad de la familia cuando fue baleado. Pero las autoridades tienen otra versión de los hechos. Según los informes oficiales, cuando los agentes se aproximaron al otro sospechoso que salía de la casa, identificado como Luis Lazaro Estevanell, de 59 años, Delgado padre salió de su auto disparando contra ellos. Lazaro Estevanell fue detenido y enfrenta cargos de asesinato, tráfico de marihuana, posesión de cocaína y posesión de instalaciones donde se fabrican drogas.