Francia inicia juicio a "Carlos, El Chacal"

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    AFP
    Un dibujo realizado dentro del tribunal que juzga al venezolano 'Carlos, el Chacal', este martes en París.

    PARIS - "Soy un duro" y "voy a morir con espíritu combativo", declaró enfurecido este martes Ilich Ramírez Sánchez alias 'Carlos, el Chacal' al denunciar sus condiciones de detención y su derecho de defensa en el segundo día de su juicio en Francia por cuatro atentados en los años 80, que provocaron 11 muertos.

    "No soy un pobre tipo y no exploto a las víctimas de los Estados terroristas", sostuvo 'Carlos' prácticamente a gritos detrás del cristal blindado de los acusados después de que sus abogados denunciaran "ciertos elementos contrarios a la derecho de defensa" y antes de que uno de los abogados de la acusación le espetara: "usted es un falso revolucionario".

    Sin poder contenerse y pasando de un asunto a otro 'Carlos' se quejó de la "suciedad" de la celda en la que está alojado en la cárcel parisina de La Santé y de la demora del servicio penitenciario en entregarle su ordenador para poder estudiar el 'dossier' del proceso: 92 volúmenes contenidos en varios CD-ROM.

    "Este hombre tiene 62 años, es diabético y presunto inocente", sostuvo uno de sus defensores, Francis Vuillemin, tras el inicio de la segunda jornada de juicio, al recordar la huelga de hambre que su cliente cumplió durante 10 días en protesta contra su traslado a una celda de aislamiento -que calificó de "ilegal"- por dar entrevistas a la prensa.

    "Corremos el riesgo de incidentes graves que perturbarían este proceso", advirtió el letrado antes de que 'Carlos' pidiera al presidente del tribunal, el juez Olivier Leurent que "haga venir un médico porque no me siento bien".

    Recordó que durante los siete años que estuvo en esa prisión de París fue sometido a "16 controles diarios y nos encendían la luz de noche", antes de mencionar al pasar el "dinero que nos retuvo la embajada de Venezuela", al día siguiente de que el presidente venezolano, Hugo Chávez, afirmara que su gobierno "asumirá la responsabilidad que le toca" en la defensa de los derechos del venezolano, a quien calificó de "digno continuador de las más grandes luchas".

    Condenado a cadena perpetua en 1997 en Francia por el asesinato de dos policías y un informante en París en 1975, 'Carlos' es juzgado por cuatro atentados perpetrados en Francia en 1982 y 1983 (11 muertos y 150 heridos).

    Leyenda de la lucha armada en la convulsa Europa de los años 70 en nombre de la causa palestina, o máximo exponente del terrorismo internacional, 30 años después 'Carlos' se sigue definiendo como un "revolucionario profesional".