Familia pide justicia

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    MIAMI - Los familiares y amigos de un adolescente víctima de homicidio protestaron este lunes frente a la corte la decisión de un juez de reducir a la mitad la sentencia recibida por el culpable de haberlo matado. "Lo único que pido es justicia para mi hijo", gritó Madelyn Mayoral, la madre de Giovanny de Mayoral, quien fue baleado en el 2006 cuando tenía 14 años. Según los documentos judiciales, Josué Ladson, quien tenía 16 años en el 2006, disparó contra Mayoral por la espalda, matándolo de forma instantánea. La semana pasada, un defensor de oficio solicitó al juez del caso que redujera a la mitad la condena de Ladson, aduciendo la corta edad del acusado cuando tuvieron lugar los hechos. La magistrada Nushin Sayfie hizo eso mismo, cercenando 15 años de la sentencia original, que era de 30 años de prisión. La decisión sacudió a la familia Mayoral y este lunes la protesta frente a la corte fue sonora. "La edad no debería importar, un asesinato es un asesinato", dijo Madelyn Mayoral. "No se merecen una segunda oportunidad." El día en que su hijo fue baleado, su hermano menor, Daniel, había estado reparando una moto todo terreno con Giovanny. "Era un buen mecánico", recuerda Daniel Mayoral de su hermano. "Podía arreglar cualquier cosa".

    Según la documentación judicial, Ladson disparó contra Mayoral por la espalda, aparentemente molesto cuando éste le pasó velozmente a bordo de su moto todo terreno.

    Ladson podrá salir de la cárcel a los 30 años de edad si se mantiene la sentencia de la jueza.