Escuelas necesitan apoyo

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    MIAMI - Los recortes presupuestarios estatales, el grave estado de la economía, la necesidad de mejorar el estado físico de nuestras escuelas y de construir nuevos planteles para que los mismos sustituyan aquellos que lo necesitan son las razones por las cuales hemos tenido que recurrir a una emisión de bonos por la cantidad de $1,200 millones.

    Esto, en mi opinión., proporcionará una solución al problema del deterioro de nuestros planteles a largo plazo. Dicha propuesta está siendo presentada a los votantes del Condado de Miami-Dade en la elección general que tomará lugar el próximo 6 de noviembre.

    De ser aprobada dicha emisión, los votantes estarán votando porque se le proporcione una solución permanente al deterioro de los planteles escolares de nuestro distrito escolar. La solución consiste en modernizar las escuelas públicas e instalar nueva tecnología en aquellos planteles que lo necesiten.

    Dicha modernización beneficiará a nuestros estudiantes y a los jóvenes del futuro. Existen estudios que indican que los jóvenes que se educan en colegios modernos con las nuevas tecnologías, son los más propensos a ser exitosos en la nueva economía global. En esta elección, los votantes deben de considerar que aproximadamente la mitad de los edificios del distrito escolar tienen más de 40 años de fabricados y necesitan ser renovados o re-emplazados por nuevas edificaciones.

    El estado físico de los planteles escolares impacta la enseñanza de nuestros niños produciendo efectos acumulativos y negativos que reducen la productividad de los estudiantes del condado. También deben de considerar que la emisión de los bonos ayudará el desarrollo económico y el bienestar general de la población ya que los mismos atraen el capital financiero del exterior del condado que aumenta la actividad económica local lo que proporciona beneficios para nuestros residentes. La recuperación económica de Miami-Dade, en especial la industria de la construcción, recibiría una fuerte inyección empleando a millares de nuevos empleados en nuestro condado. La primera emisión de los bonos en los tres primeros años por la cantidad de $200 millones resultará en la creación de 9,219 nuevos empleos, o 3,073 por cada año.

    Dado que las tasas de interés están a niveles bajos, este es el momento de aprobar la emisión de los bonos. Posponer la emisión de los bonos conllevaría a costos adicionales significativos para los contribuyentes ya que la mano de obra pudiera ser más cara en el futuro y las tasas de interés pudieran ser más altas. De ser aprobada la emisión significaría un aumento mínimo de $10 en los impuestos anuales de una propiedad valorada en $100,000. Una vez aprobados los bonos, el Superintendente Carvalho anunciará la creación de una comisión nombrada por la Junta Escolar que servirá como tribunal de cuentas para asegurar el control del costo por unidad y por proyecto. Podemos estar seguros que todo este proceso ocurrirá a la luz pública para que el público sepa la efectividad de dicha gestión. Es importante que el 6 de noviembre, los votantes no les fallen a nuestros estudiantes que tanto trabajan para lograr el éxito académico que le proporcionará un mejor “standard” de vida para ellos y sus familias.