Desalojan "edificio miseria"

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Los residentes de un edificio de La Pequeña Habana tuvieron que abandonar sus hogares este lunes dos días después de que dos bomberos resultaran heridos durante un choque violento con los residentes. El edificio ha sido declarado inseguro por parte de las autoridades. Está situado en 971 W. Flagler Street. Tanto bomberos como policías de la ciudad de Miami hicieron acto de presencia este lunes para asistir a los residentes durante el desalojo. El edificio cuenta con tres pisos donde hay unas 30 unidades habitacionales, no tiene alarma contra incendios y a lo largo de los años se han ido construyendo paredes ilegales de separación, dijeron las autoridades, añadiendo que además la estructura tiene problemas eléctricos. El dueño tenía tres meses para resolver todos esto problemas pero hasta ahora no ha cumplido, dijeron los funcionarios. El edificio ha sido colocado en una lista de alerta de incendios, lo cual significa que cada hora debe ir allá un equipo de bomberos para verificar que los residentes no corren riesgo inmediato.

    El lunes a los residentes les dieron 15 minutos para sacar sus pertenencias. Muchos residentes se quejaron de que no tenían dónde ir. Otros dijeron que habían recibido el aviso de desalojo muy tarde, aunque los inspectores aseguran que se les avisó por primera vez con tiempo de sobra. El viernes pasado dos inspectores de los bomberos resultaron heridos durante un enfrentamiento con el esposo de una mujer que tiene un negocio en el primer piso del inmueble, dijeron las autoridades.