Mujer tenía dos impactos de bala

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    NORTH PORT - La joven colombiana asesinada por su esposo en un pequeño poblado del noroeste de la Florida tenía dos impactos de bala en su cuerpo cuando la policía acudió a su casa tras recibir un llamado telefónico de emergencia. El capitán de la policía Robert Estrada dijo en conversación telefónica que Lina María Ospina, de 27 años, fue encontrada muerta sobre la cama de su cuarto en la casa de North Port, en las inmediaciones de Tampa y a unos 300 kilómetros al noroeste de Miami. Informó que Ospina vivía con su esposo Erick Tiler y una hija de él. "Lina tenía dos impactos de bala", dijo Estrada. "El (su esposo) se disparó en la cabeza ... La mató y luego se mató él", explicó Estrada, policía de North Port. Los hechos sucedieron el 2 de enero a eso de las 4:40 de la tarde. Estrada dijo que en el momento de los disparos también estaban en otro ambiente de la casa la hija de Tiler y su esposo, y un hijo de ambos. Tiler, de nacionalidad guatemalteca-estadounidense, tenía 49 años, 22 más que su esposa colombiana. Las autoridades desconocen los motivos por los que Tiler mató a su esposa. Ospina estaba en la cama cabeza abajo. Uno de los disparos que recibió la mujer fue de frente y el otro de espalda, indicó el policía, quien se negó a revelar algunos detalles debido a que aún no ha concluido la investigación del médico forense. La familia de Ospina es natural de Sopetrán, en el departamento de Antioquia. El gobierno colombiano está ayudando a la familia de Ospina a costear los gastos de la repatriación y traslado, estimados en unos 10.000 dólares. El cadáver aún está en manos del médico forense, dijo Estrada. "La Cancillería, viendo la situación tan difícil de la familia y el caso tan doloroso, se hará cargo de todos los costos para la repatriación del cadáver", dijo a la prensa la cónsul en Miami Marta Jaramillo. La madre de Ospina, Berenice Méndez, dijo que su hija le había comentado que tenía problemas matrimoniales y era maltratada por Tiler. "El era muy celoso". Agregó que "ellos tuvieron muchos problemas ya que ella constantemente me estaba contando el maltrato físico, no solamente verbal. El le pegaba y la trataba muy mal", manifestó Méndez. Méndez recordó que Ospina conoció a Tiler por internet y él viajó a Colombia en dos oportunidades. La joven, que tenía otros ocho hermanos, vivía en Bogotá antes de mudarse a Estados Unidos, a mediados de 2011. Estrada, el capitán policial, dijo que Ospina y Tiler se casaron en julio de 2011 tras haberse conocido tres meses antes a través de Internet. La policía acudió a la casa que ambos compartían tras recibir un llamado telefónico de emergencia al número 911. Una primera llamada efectuada pocos minutos antes de la muerte alertó a la policía sobre una disputa doméstica en la que Tiler estaba agrediendo a Ospina. Esa llamada se cortó, y una segunda efectuada desde la línea correspondiente al domicilio del matrimonio alertó sobre disparos, por lo que los agentes resolvieron acudir allí inmediatamente, explicó Estrada. Era la primera vez que la policía iba a ese domicilio. "No había antecedentes de ningún otro disturbio en esa casa", dijo Estrada. El informe final del médico forense podría ser revelado hacia finales de esta semana.