Ataque con ácido

Tres menores de edad son salvajemente agredidas en Afganistán cuando una de ellas toma una decisión en extremo peligrosa.

Ataque con ácido
Crédito: EFE
Por EFE 7 de agosto de 2014

KABUL - Familiares de un pretendiente despechado atacaron con ácido a tres hermanas menores de edad en la provincia de Kunduz, en el norte de Afganistán, en venganza por la negativa de una de las chicas a casarse con el hombre, informó este mi'ercoles a Efe una fuente oficial.


Los agresores entraron de madrugada en casa de las jóvenes -en la aldea de Bulakwal- y, tras golpear a los familiares varones, arrojaron ácido sobre las menores de 8, 12 y 17 años, precisó la directora provincial del Departamento de la Mujer, Nadira Gia.


Según esta fuente, la madre de las víctimas le dijo abiertamente que conoce a los atacantes y la razón por la que fueron atacadas: "Pidieron a mi hija mayor en matrimonio y yo me negué".
La chica estaba comprometida con otro hombre y tenía previsto celebrar la boda la semana que viene.


La Misión de Naciones Unidas en Afganistán (UNAMA) denunció hace unos días que queda un "largo camino por recorrer" en la aplicación de la legislación que protege a las mujeres afganas contra la violencia de género.


Según este organismo, en Afganistán las leyes chocan con prácticas socialmente aceptadas como la compra-venta de mujeres para el matrimonio, las bodas infantiles o forzadas, las violaciones y el "baad" (regalo de una mujer para resolver una disputa familiar).



La Comisión Afgana de Derechos Humanos registró entre marzo de 2010 y marzo de 2011 2.299 casos de violencia contra la mujer que pueden ser definidos como delito según la Ley de Eliminación de la Violencia contra las Mujeres en Afganistán.