Rostros de nuestra ciudad (32): Carmen y Romain Roa