La guerra y pasión sin freno de "300"

Se estrena la segunda parte de una historia con derroche de sangre y piel. Aquí detalles de esta gran producción de Hollywood.

La guerra y pasión sin freno de "300"
Por AP 10 de agosto de 2014

LOS ÁNGELES (California) - Promover "300: Rise of an Empire" ("300: El origen de un imperio") iba a ser difícil incluso antes de que su protagonista desapareciera de sus deberes en el estreno. Casi todos los personajes principales mueren en la "300" original, y han pasado siete largos años desde que la sangrienta película de griegos contra persas se volviera un éxito mundial.


La primera película de "300", dirigida y coescrita por Zack Snyder a partir de la novela gráfica de Frank Miller recaudó cerca de 450 millones de dólares en el mundo. Hizo que Gerard Butler se volviera un astro internacional y tenía una participación de Michael Fassbender, quien entonces era poco conocido. Su estética distintiva, que destacaba los cuerpos musculosos reales sobre fondos creados por computadora, se repite en la segunda cinta en 3D que se estrena el viernes siete de marzo en Estados Unidos, México, España y Venezuela.


Transcurre en el año 480 A.C. cuando las ciudades estado griegas se defienden contra la invasión persa por mar al mismo tiempo que ocurre la lucha contra los espartanos en tierra en la primera película. El brasileño Rodrigo Santoro retoma su papel como el amenazante rey persa Jerjes, pero Eva Green se lleva la película con su desenfrenada actuación sensual como su aliada Artemisia, una reina guerrera persa.



Su personaje vestido con pieles besa los labios de un hombre después de decapitarlo y después tiene una escena de sexo violento con Sullivan. "Es una escena de lucha entre el odio y el amor. No es sexo con olor a vainilla, para nada", dijo en una entrevista.


Artemisia es el más reciente personaje obscuro y con ropas reveladoras, para la actriz de 33 años, quien también interpretó a una bruja junto a Johnny Depp en "Dark Shadows" de 2012.


"Siempre se tiene que justificar, no puede ser de gratis, si no sería una estrella porno", dijo entre risas. "En la vida real soy muy inocente así que por eso me gusta interpretar a esas señoras".



Green, que próximamente actuará en la serie de terror de Showtime "Penny Dreadful", dijo que sin importar lo que diga el público de su aventura en el mar en "300" está lista para luchar por algo más en Hollywood: un papel menos intenso.


"Espero que no me encasillen como estas mujeres terribles", dijo. "En esta industria la gente te mete en cajas porque no tienen imaginación, así que hay que ser un guerrero".


Aquí puedes ver un avance de "300: Rise of an Empire".