Pronostican mal tiempo el fin de semana

Pronostican mal tiempo el fin de semana

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    TELEMUNDO LOCAL

    Tornados y tormentas eléctricas amenazan a decenas de millones de personas este sábado, en un fin de semana con muy mal tiempo en las Grandes Llanuras, incluidas áreas ya devastadas por tornados.

    Granizo del tamaño de pelotas de golf e inundaciones mortales afectaron a Oklahoma al final del viernes, mientras que hubo reportes preliminares de tres tornados en Texas.

    La amenaza se extiende hasta el domingo -cuando se celebra en todo el país y gran parte del mundo el Día de las Madres- e incluye un fin de semana atareado. La Universidad de Oklahoma ya canceló ceremonias de graduación programadas para el viernes, debido a "condiciones climáticas peligrosas".

    Las lluvias torrenciales en todo el estado causaron inundaciones, con los consiguientes accidentes automovilísticos.

    Tornados y tormentas causan destrucción

    Tornados y tormentas causan destrucción
    Los estados de Oklahoma, Colorado y Texas fueron afectados por el mal tiempo. (Publicado sábado 9 de mayo de 2015)

    Más de 10,600 ususarios se quedaron sin electricidad en Oklahoma City y sus alrededores al comienzo del sábado, según la Oklahoma Gas and Electric Company.

    [Tema relacionado: Oklahoma y Nebraska sufren paso de tornados]

    Michael Palmer, meteorólogo del Weather Channel, indicó que "se están juntando todos los ingredientes para un importante brote de severas tormentas y tornados en las Grandes Llanuras del centro y sur".

    Dijo que la amenaza durante el sábado es mayor en el oeste de Kansas y de Oklahoma.

    Advirtió que es posible la lluvia de granizo del tamaño de pelotas de golf o incluso de béisbol, y vientos de 60 a 70 millas por hora.

    Las nubes podrían salvar a muchas áreas, especialmente en el norte de Texas.

    "Los grandes tornados casi siempre requieren de mañanas soleadas para calentar y desestabilizar la atmósfera, pero esta mañana fue lo opuesto", expresó Bill Karins, meteorólogo de MSNBC. "Habrá tornados, pero los grandes que se quedan más tiempo son menos probables".

    El sistema de mal tiempo se movía lentamente hacia el este, afectando primordialmente el valle de Ohio hasta Misisipi para el domingo.

    Por el norte, el sistema llevaría nieve a Wyoming y Colorado, e incluso tempestades a partes de Dakota del Sur. Podrían caer hasta cinco pulgadas de nieve en el Panhandle de Nebraska.

    En Shawnee, Oklahoma, la Cruz Roja abrió un refugio el viernes en la noche porque unos funcionarios dijeron que una represa en el lago Granada podría rebalsarse tras las lluvias torrenciales, amenazando casas en un vecindario. También cerraron algunas carreteras, incluida parte de la interestatal 44 en Tulsa.

    Las fuertes lluvias han rebasado arroyos y ríos de de Oklahoma, aumentando dramáticamente la probabilidad de inundaciones.

    Una mujer de 43 años se ahogó al quedar atrapada dentro de un sótano en Oklahoma City.

    La lluvia de 7.1 pulgadas en Oklahoma City fue la tercera más grave de que se tenga registro desde 1890, comentó el climatólogo Gary McManus.