Texeira renunció a su cargo

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    EFE

    El presidente de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF), Ricardo Teixeira, renunció hoy a su cargo y a la jefatura del Comité Organizador Local (COL) del Mundial de 2014, anunció el vicepresidente del organismo, José María Marín.

    En una rueda de prensa en la sede de la CBF, Marín, quien será su sucesor, leyó una carta de Teixeira en la que el dirigente informa de que se aparta "definitivamente" de la presidencia del organismo, cargo que desempeñaba desde hacía 23 años.

    "Dejo definitivamente la presidencia de la CBF con la sensación del deber cumplido", dijo Teixeira, de 64 años, en la misiva.

    Teixeira enfrentaba desde hace varios meses una situación difícil por las críticas de distintos sectores a la forma cómo manejaba la CBF y también tenía diferencias con el gobierno de la presidenta Dilma Rousseff, con el que el COL tiene que tratar asuntos relacionados con la organización del Mundial de 2014.

    "Presidir pasiones no es una tarea fácil. El fútbol en nuestro país está asociado a dos imágenes: talento y desorganización. Cuando ganamos, exaltan el talento. Cuando perdemos, la desorganización. Hice lo que estaba a mi alcance.

    Renuncié a la salud. Fui criticado en las derrotas y subvalorizado en las victorias", agrega el texto de la dimisión.

    El ministro de Deportes, Aldo Rebelo, emitió un comunicado en el que afirma que "el Gobierno continuará esforzándose junto a la nueva dirección del COL para que la Copa del Mundo sea victoriosa" y afirmó que la alteración "no cambia la actitud del Gobierno, que fue siempre la de buscar la cooperación en un objetivo común".

    "No veo como un cambio en el comando del COL altere el calendario o el ritmo de las obras para el Mundial", agregó Rebelo.

    Durante el extenso mandato de Teixeira, que comenzó en 1989, la selección brasileña de fútbol conquistó los mundiales de Estados Unidos'94 y Corea-Japón 2002 Quizá el proyecto en el fútbol que no alcanzó fue llegar a la presidencia de la FIFA, como lo hizo su exsuegro, Joao Havelange, entre 1974 y 1998.

    Según los estatutos de la CBF, Marín, hasta ahora vicepresidente, pasa a ocupar el cargo vacante por ser el dirigente de mayor edad, 79 años.

    Asimismo, ingresará en el COL, entidad de la que los exfutbolistas y campeones mundiales Ronaldo y Bebeto también son miembros.

    La renuncia de Teixeira llega después de que la semana pasada el dirigente anunciara que se apartaba provisionalmente de la presidencia de la CBF por motivos de salud y doce días después de que la Asamblea General de la CBF ratificara por unanimidad su permanencia en el cargo.

    La prensa brasileña llevaba semanas especulando con la posibilidad de que el dirigente dejara el cargo debido al desgaste político con el Gobierno y con la sociedad pues en las redes sociales se había creado un movimiento que pedía su renuncia por alegaciones de corrupción.

    Teixeira alega en su renuncia que se dedicará a cuidar de su salud ya estar con su familia. Los supuestos vínculos de las empresas de Teixeira con contratistas de la CBF que se han adjudicado contratos millonarios han sido aireadas casi que a diario por la prensa deportiva del país en las últimas semanas.

    En su nota de hoy, Teixeira agradeció a la afición brasileña y recordó los títulos conquistados por la selección brasileña desde su llegada a la CBF en 1989.

    Por su parte, José María Marín, el nuevo presidente de la institución, quien fue jugador del Sao Paulo y gobernador del estado homónimo durante algunos meses en la década de los 80, se comprometió a continuar con la línea marcada por Teixeira en su prolongado mandato.