Playoffs NFL: 8 grandes con una sola misión

Playoffs NFL: 8 grandes con una sola misión

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Shutterstock

    Ocho equipos siguen en carrera en los playoffs de la NFL. Tal vez no se trate de los mejores ocho pero sí de los más aptos para sobrevivir. Unos se repusieron a pésimas rachas, otros tuvieron bajo rendimiento por parte de sus mejores jugadores. Algunos se las arreglaron para eliminar a adversarios con mejores marcas.

    Sólo los Patriots, Seahawks y Packers -éstos en cierta medida- mostraron la regularidad que se espera de un candidato al título. Pero a estas alturas no valen tanto los antecedentes como la capacidad para finiquitar adversarios.

    La antepenúltima jornada de la liga también puede ser la última oportunidad para jugadores con carreras ilustres pero que están en el tramo final como es el caso de Peyton Manning, Tom Brady y Tony Romo.

    EL RETO DE ROMO

    A Antonio Ramiro Romo se le odia o se le ama, difícil encontrar medias tintas. Los primeros han sostenido que en los citas grandes se achica, que no puede ganar en diciembre o postemporada, que comete errores en momentos cumbre por precipitación. Al final de esta campaña, cuando Dallas estuvo en peligro de quedar fuera de la postemporada al caer ante los Eagles en el Día de Acción de Gracias, el quarterback de Cowboys tomó el mando y condujo a su equipo con mano firme.

    La semana pasada, en desventaja de 20-7 ante Detroit y su dura defensa, logró los pases necesarios para remontar y mejoró su marca en postemporada a 2-3. Romo ha sobrevivido a momentos complicados pero seguirá pesando sobre sus hombros la percepción de que tiende a caerse en momentos definitivos. Ahora su equipo visita al frígido Lambeau Field, donde se espera una nueva versión del Ice Bowl que se jugó en 1965 en el que los Packers vencieron a los Cowboys y la leyenda de Vince Lombardi comenzó a tomar forma.

    El frío puede ser un factor por la lesión en la pantorrilla que Aaron Rodgers, mariscal de Green Bay, sufrió en el último partido de la campaña y que lo mantuvo alejado de las prácticas hasta el jueves. Si el clima agrava esa dolencia, o si dificulta el trabajo de los pasadores, Dallas puede tener ventaja gracias a su ataque por tierra, el mejor de la liga. Los Packers son favoritos pero el clima, con el efecto que pueda tener para la salud de Rodgers, puede ser un factor.

    ---

    ¿EL REY Y SU HEREDERO?

    Dado que tienen casi la misma edad será difícil que Tom Brady rompa las marcas que ha impuesto Peyton Manning como yardas avanzadas por pase y touchdowns. Pero quien podrá alcanzarlo y quizá superarlo sea Andrew Luck, quien ocupó su sitio en Indianápolis y ahora lo retará en la ronda divisional.

    Manning cerró la campaña con dos partidos pobres estadísticamente hablando y una noche de pesadilla contra los Bengals de Cincinnati, pero el ataque terrestre comenzó a repuntar en ese periodo. Ahora tendrán que luchar contra una firme defensa que se lució contra Cincinnati en la ronda de comodines.

    Mientras Manning parece tener ventaja sobre la defensa de Colts por la calidad de sus receptores, Luck encara el desafío por la presión que podría ponerle Von Miller, quien logró 14 sacks en la campaña. Los pronósticos están contra el joven Luck quien podría reclamar el cetro en caso de imponerse al gran Manning.

    ---

    GRONKOWSKI, CLAVE PARA PATRIOTS

    Ningún equipo ha ganado más campeonatos (tres) en el siglo XXI que los Patriots de Nueva Inglaterra, que además han estado en cinco Súper Bowls. Su último triunfo en el gran escenario fue hace 10 años y sólo dos jugadores de aquella escuadra siguen en activo, Tom Brady y el nose tackle Vincent Wilfork.

    Ese dato ilustra la grandeza del responsable de Patriots, Bill Belichik, quien ha llevado a su equipo a nueve postemporadas desde 2005, sin requerir de contrataciones millonarias o nombres prominentes. Entrenador que sabe sacar el máximo de jugadores discretos llega a esta cita con una racha de 10 juegos ganados de sus últimos 12. Cuenta con un ataque explosivo que en esa racha marcó más de 40 puntos en cinco ocasiones y cuyos punto fuerte, además de Brady, es el tight end Rob Gronkowski, quien acumuló 1.124 yardas por pase en la campaña. Por carrera no son lo más peligrosos, pero los receivers Julian Edelman y Brandon LaFell pueden marcar diferencia.

    Baltimore llega con una gran credencial: dominó a placer a Pittsburgh en la ronda previa y ha retomado la receta de sus campeonatos, buen juego por tierra gracias al desempeño tan bueno como inesperado de Justin Forsett, pasador más que confiable en Joe Flacco y una defensa asfixiante, la cuarta mejor de la liga contra la carrera. Buena parte de la historia de este juego girará en torno a Gronkowski. Si es efectivo, los Patriots tendrán muchas oportunidades.

    ---

    LOS PANTHERS, EL EQUIPO INCÓGNITA

    Su lamentable desempeño a media campaña y el penoso trayecto de sus contrincantes de división hizo que se menospreciara a los Panthers. La racha de cinco triunfos con que cerraron la campaña se explica por su defensa y su actuación de la semana anterior, pese a la evidente ineptitud del quarterback de los Cardinals Ryan Lindley. Hay que tratarlos con respeto.

    Su problema es que enfrente estará el campeón defensor de la NFL, con una defensa que en sus últimos seis partidos, todos triunfos, permitió apenas 36 puntos (6,5 puntos por juego en promedio). Pero Seattle no acaba ahí. Su mariscal de campo Russell Wilson ha mostrado gran madurez y complementa su gran brazo y velocidad con aplomo, mientras que Marshawn Lynch puede, casi por sí solo, demoler a quien aparezca.

    Carolina logró conjuntar un buen ataque terrestre hacia fines de la campaña. pero la línea defensiva y linebackers de Seattle están en el mejor nivel. Cam Newton no ha tenido la mejor campaña y en juegos importantes ha cometido errores que los Seahawks son especialistas en provocar.