Mundial: Brasil-Alemania, al rojo vivo

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Getty Images

    BRASIL - Brasil y Alemania, las dos selecciones con los mejores números en toda la historia de los mundiales, se verán las caras en las semifinales del torneo que se disputa en Brasil en una ronda que, por las estadísticas, podría ser perfectamente una gran final. Tanto los hombres de Luiz Felipe Scolari como los de Joachim Löw, tendrán una cita con la historia para intentar alcanzar el último peldaño antes de la gloria. Y lo harán con los datos más increíbles de todas las selecciones que en algún momento de su historia han disputado un Mundial desde el primero que se celebró en 1930 en Uruguay. Para empezar, germanos y sudamericanos son los equipos que más partidos han disputado en la Copa del Mundo. Brasil ha jugado 102 desde el primero que disputó el 14 de julio de 1930. Se estrenó frente a Yugoslavia con derrota por 2-1 y su último duelo lo disputó el sábado pasado contra Colombia con una victoria que le dio el pase a las semifinales del actual torneo. Por su parte, Alemania, que participó en todos los Mundiales a excepción de Uruguay 1930 y Brasil 1950, ha jugado dos encuentros más que sus rivales hasta alcanzar la cifra de 104 choques. Su estreno, un 31 de mayo de 1934, se saldó con una victoria sobre Suecia por 2-1 con dos dianas de Karl Hohmann. Con menos partidos disputados, de las dos selecciones, es Brasil la que más encuentros ha ganado. En total, suma 70 victorias por las 64 del equipo que ahora entrena Joachim Löw, que, también ha metido menos goles que sus rivales. Alemania ha marcado 216 por los 220 de Brasil y, en todo ese trayecto histórico goleador, ha conseguido ganar tres Mundiales, los de 1954, 1974 y 1990. Con menos dianas, su rival ha ganado más torneos. En concreto, cinco: 1958, 1962, 1970, 1994 y 2002. Precisamente en la final de 2002, en Corea y Japón, fue la última y la única vez en la que se enfrentaron los dos equipos en un Mundial de Fútbol. Fue en la final y Brasil ganó 2-0 con dianas de Ronaldo Nazario. En el banquillo estaba Luiz Felipe Scolari y ahora, doce años después, intentará ganar de nuevo a Alemania para obtener su segundo Mundial. Lo hará en semifinales, una ronda que, por la historia de ambas selecciones, será más bien una gran final. Pero no será así. El último partido lo jugará uno de los dos equipos ante Holanda o Argentina.