Niñas que juegan fútbol salen ganando

La condecorada futbolista, Mia Hamm, dijo que el deporte ayuda a promover una vida saludable en niñas latinas.

Niñas que juegan fútbol salen ganando
Crédito: Getty Images for Residence Inn b
Por EFE/TELEMUNDO DENVER 31 de julio de 2014

LOS ANGELES - Mia Hamm, considerada la mejor jugadora en la historia del fútbol femenino en Estados Unidos, piensa que el fútbol ofrece una excelente oportunidad para las hispanas, no sólo como ejercicio físico, sino como desarrollo personal.


Hamm, quien conoce de cerca la cultura hispana por estar casada con el beisbolista mexicoamericano Nomar Garciaparra, considera que el fútbol es un deporte que ofrece enormes posibilidades para las mujeres latinas.


"Cuando yo estaba en el campo me sentía viva y tenía mucha más confianza en mí misma", dijo la futbolista que formó parte del equipo nacional de Estados Unidos entre 1987 y 2004.


De hecho, el deporte tiene una influencia positiva en el desarrollo físico y mental de aquellos que lo practican. En el caso de las adolescentes, la actividad física y el deporte tienen el potencial de cambiar sus vidas, según un estudio de la Women´s Sports Foundation.


Las adolescentes que practican deporte o hacen ejercicio regularmente exhiben porcentajes menores de depresión, según el estudio denominado "Her Life Depends on It" (Su vida depende de ello). Además, el deporte promueve las aspiraciones educativas, la amistad, y la buena salud mental y física, indica el reporte.


Admiradora de la manera como los hispanos se centran en la familia y en la amistad, Hamm piensa que esas relaciones ayudan todavía más a una joven hispana que quiera practicar el deporte del balón.


"Yo pienso que es acerca de la cultura, pienso que es acerca de los padres viendo oportunidades para sus hijas, no solamente para practicar un gran deporte porque es un juego increíble, sino para también para ver a sus hijas felices", agregó la deportista, madre de dos gemelas de 7 años y un niño de 2 años.


Mariel Margaret "Mia" Hamm, quien figura en la lista de los mejores 125 jugadores de fútbol que todavía viven, escogidos por encargo de la Federación Internacional de Fútbol (FIFA) por la gran figura del fútbol Edson Arantes do Nascimento "Pelé", recomienda este deporte como un gran recurso para el desarrollo personal de las hispanas.


El fútbol "me permitió lograr mejores resultados en la escuela, ser capaz de enfrentar grupos de personas que no conocía y hablarles, poder obtener una gran educación, y encontrar un trabajo en una pasión de la cual yo era parte", agregó Hamm.


Para la dos veces campeona mundial "el fútbol permite fortalecer la voluntad y aprender a trabajar en equipo".


"No solamente son los beneficios físicos de practicar un deporte, sino mucho más sobre cómo te relaciones con las personas y cómo te comunicas con ellos y también cómo te exiges a ti misma para enfrentar momentos difíciles y encontrar la fortaleza para manejarlos".


[Nota relacionada: La obesidad infantil crece de forma dramática]


A pesar de haber nacido con el defecto de pie equino varo que fue corregido sus primeros años de vida, Hamm comenzó a formar parte de la selección nacional de fútbol de Estados Unidos a los 15 años, ganando el Campeonato Mundial en 1991.


Para la también doble medallista olímpica, el contacto físico no supone un problema grande para las mujeres.


"Es un deporte de contacto físico y, por supuesto, tiene riesgo, pero muchas actividades y muchos deportes lo tienen", comentó la exjugadora, quien hasta 2013 tuvo el récord de más goles (158) convertidos en presentaciones internacionales con una selección nacional de fútbol, más que cualquier otro futbolista hombre o mujer.


"Si yo buscara para mis hijas un deporte donde no hubiera contacto físico tendría muy pocas oportunidades, aseguró.


Mira la cobertura completa de la Copa Mundial de Brasil 2014.