Patriots esperan disculpa de la NFL a su equipo

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Getty Images
    El dueño de los Patriots, Robert Kraft, se mostró seguro que la investigación en contra de su equipo or el "deflagate" los exonerará de toda responsabilidad.

    CHANDLER, Arizona - El propietario de los Patriots de Nueva Inglaterra exigió que la NFL se disculpe con el equipo una vez que se les exima de haber quebrantado el reglamento acerca de haber empleados balones desinflados en el partido por el campeonato de la conferencia.

    Y Robert Kraft se expresó muy seguro que esa será la conclusión a la que llegarán los investigadores de la liga.

    Kraft defendió a capa y espada el proceder e integridad de su equipo, que el lunes llegó a Arizona para enfrentar el domingo a los Seahawks de Seattle en el Súper Bowl.

    "Creo, sin reservas, que los Patriots de Nueva Inglaterra no hicieron nada malo en este episodio (y) que fuera una transgresión de las reglas de la NFL", dijo Kraft en la primera comparecencia de prensa del equipo.

    "Si la investigación de (Ted) Wells no logra determinar que nuestra organización alteró el inflado de los balones, yo espero y confío que la liga se disculpara con todo nuestro equipo, y en particular con el entrenador (Bill) Belichick y Tom Brady, por todo lo que han tenido que soportar esta semana", afirmó Kraft, quien habló con un tono en el que no ocultó su malestar.

    "Estoy decepcionado por la forma en la que este asunto ha sido manejado y cómo se ha informado. Nosotros esperábamos hechos reales, en lugar de evidencia circunstancial que fue filtrada para influir el resultado de esta investigación", sostuvo.

    La NFL confirmó el viernes que se pudo verificar que los Patriots emplearon balones que no estaban completamente inflados durante el primer tiempo de su victoria ante Indianápolis en la final de la Conferencia Americana. La liga aún investiga el por qué los balones no fueron inflados como se debía.

    Jeff Pash, vicepresidente de la NFL, y Ted Wells, del bufete de abogados Paul Weiss son los responsables de la pesquisa. Wells estuvo a cargo de la investigación del escándalo de hostigamiento de los Dolphins de Miami, y ha advertido que la actual pesquisa podría tomar más tiempo.

    Belichick y Brady subieron al estrado después de Kraft, pero los dos básicamente se remitieron a las declaraciones de su jefe.

    Cuando le preguntaron si estaba irritado por las acusaciones y bromas de las que es blanco, el quarterback de los Patriots señaló: "Ya me olvidé de las primeras sensaciones y quiero seguir adelante".

    Pero esquivar el tema de los balones será particularmente complicado el martes, el día de prensa previo al Súper Bowl en el que no hay límite para hacer preguntas de toda índole.

    Kraft se adelantó, saliendo al ruedo con una encendida defensa de su equipo.

    "Tom, Bill y yo llevamos 15 años juntos. Son los míos", afirmó Kraft, cuyo equipo ha salido triunfante en tres de las cinco participaciones que ha tenido en el Súper Bowl desde 2001.

    "Son parte de mi familia. Bill, Tom y yo hemos tenido conversaciones difíciles a lo largo de los años. Nunca me han mentido. Es por eso que estoy tan seguro de lo que acabo de decir", añadió. "Me molesta mucho que su reputación e integridad- y por ende la de nuestro equipo- hayan sido puestas en tela de juicio esta semana".